El Reino Unido declaró a Hezbollah como organización terrorista

Partidarios de Hezbollah en el Líbano cantan consignas durante una ceremonia fúnebre para llorar a Qassem Soleimani, jefe de la fuerza de élite Quds, el 5 de enero de 2020 (REUTERS/Aziz Taher)
Partidarios de Hezbollah en el Líbano cantan consignas durante una ceremonia fúnebre para llorar a Qassem Soleimani, jefe de la fuerza de élite Quds, el 5 de enero de 2020 (REUTERS/Aziz Taher)

El Reino Unido declaró este viernes a la totalidad de Hezbollah como una organización terrorista. Lo confirmó el Departamento del Tesoro a través de un comunicado.

“El Tesoro de Su Majestad ha designado a toda la organización Hezbollah bajo la Ley de Congelación de Activos Terroristas de 2010. Esta congelación de activos se alinea con la decisión tomada el año pasado por el Canciller del Tesoro —cuando era Secretario del Interior— para proscribir a toda la organización”, informó el gobierno británico.

Londres ya había proscrito la unidad de seguridad externa de Hezbollah y su ala militar en 2001 y 2008 respectivamente, pero solo estas estaban sujetas a la congelación de activos bajo las normas del gobierno británico. Pero la decisión de hoy incorpora a su brazo político.

Sajid Javid, canciller del Tesoro del Reino Unido, en Downing Street (REUTERS/Toby Melville)

Sajid Javid, canciller del Tesoro del Reino Unido, en Downing Street (REUTERS/Toby Melville)

Hezbollah continúa con sus intentos de desestabilizar la frágil situación en Oriente Medio, y ya no somos capaces de distinguir entre su prohibida ala militar y el partido político”, dijo Sajid Javid, canciller del Tesoro del gobierno de Boris Johnson.

Hezbollah es un grupo fuertemente armado designado como organización terrorista por Estados Unidos, entre otros países. Fue establecido en 1982 por la Guardia Revolucionaria de Irán y es una parte importante de una alianza regional dirigida por Teherán conocida como “el eje de la resistencia”.

Se espera que la designación evite que los “partidarios de Hezbollah desfilen por las calles del Reino Unido con su bandera y símbolos”, informó el diario The Telegraph. Cualquier persona que exteriorice su simpatía en jurisdicción británica podrá ser detenida y llevada a juicio bajo cargos de adherir con un grupo designado como terrorista con penas muy duras y de cumplimiento efectivo.

El jefe de Hezbollah, Hassan Nasrallah

El jefe de Hezbollah, Hassan Nasrallah

La Unión Europea solo designó al ala militar de Hezbollah como una organización terrorista en 2013, después de que el grupo ejecutó un ataque con una bomba sobre un autobús turístico israelí en Bulgaria en julio de 2012. En el atentado murieron cinco israelíes y el ciudadano búlgaro que conducía el autobús.

Otros líderes de los principales partidos europeos, incluida la canciller alemana, Angela Merkel, siguen siendo reacios a prohibir por completo y designar como organización terrorista a Hezbollah, a pesar de la presencia activa del grupo en la región.

Hay aproximadamente 250 agentes activos e identificados de la organización chiita libanesa, respaldados por Irán, y un total de 950 miembros de Hezbollah en toda Alemania, según un informe de inteligencia de Berlín del año 2016 publicado por la prensa alemana.

El primer ministro Boris Johnson y a su lado Sajid Javid en la Cámara de los Comunes, el 8 de enero de 2020 (©UK Parliament/Jessica Taylor/Handout via REUTERS)

El primer ministro Boris Johnson y a su lado Sajid Javid en la Cámara de los Comunes, el 8 de enero de 2020 (©UK Parliament/Jessica Taylor/Handout via REUTERS)

Hezbollah también está siendo investigado en otros ámbitos, incluido el delito cibernético, donde sus piratas informáticos están utilizando técnicas de catfishing para penetrar las redes sociales e infiltrarse en dispositivos móviles en todo el mundo para desestabilizar a Estados Unidos, Europa, América Latina y África extrayendo información confidencial.

Los Estados Unidos y algunos de sus aliados, incluidos Canadá y los Países Bajos, no distinguen entre las alas militares o políticas de Hezbollah. Los propios líderes de Hezbollah reconocen que las distinciones son inútiles. El grupo está organizado jerárquicamente y cada ala especializada de la organización, incluidos los departamentos dedicados a cuestiones de servicios sociales o ataques terroristas en el exterior responden al mismo liderazgo político.

infobae.com

Irán: ¿Qué hay más allá de la ira y la respuesta militar?

Un cartel muestra al difunto comandante militar iraní Qassem Soleimani y al fallecido comandante de la milicia iraquí Abu Mahdi al-Muhandis, mientras fieles iraníes cantan consignas durante la oración del viernes, dirigida por el líder supremo de Irán, el ayatolá Ali Jamenei, en Teherán. 17 de enero 2020. (Reuters)

Un cartel muestra al difunto comandante militar iraní Qassem Soleimani y al fallecido comandante de la milicia iraquí Abu Mahdi al-Muhandis, mientras fieles iraníes cantan consignas durante la oración del viernes, dirigida por el líder supremo de Irán, el ayatolá Ali Jamenei, en Teherán. 17 de enero 2020. (Reuters)

Hubo muchas reacciones iraníes mal guiadas en respuesta a la muerte de Qassem Soleimani. En primer lugar, su funeral, destinado a ser una “gran respuesta popular” a los estadounidenses, terminó en tragedia donde unas 70 personas murieron aplastados por las típicas estampidas islámicas.

En segundo lugar, el bochorno de más de una docena de misiles disparados a dos bases estadounidenses en Irak no dejaron un solo soldado muerto o herido. Así, el rumor propagandístico que el regimen khomeinista instaló sobre 80 muertes de efectivos norteamericanos supuestamente encubierto por Washignton, fue retirado por los mullah rápida y vergonzosamente.

Los discursos guerreristas y las excusas que mencionaron los khomeinistas para distinguir entre matar soldados y golpear bases enemigas fueron tan convincentes para la audiencia como lo fueron para quienes las difundieron. La tragedia del avión comercial ucraniano y la masacre de 176 civiles fue seguramente el logro más importante del desquiciado lanzamiento de esos misiles.

Miembros de la Media Luna Roja revisan bolsas de plástico en el sitio donde el avión de Ukraine International Airlines se estrelló tras despegar el aeropuerto internacional de Teherán, en Irán. 8 de enero de 2020 (REUTERS)

Miembros de la Media Luna Roja revisan bolsas de plástico en el sitio donde el avión de Ukraine International Airlines se estrelló tras despegar el aeropuerto internacional de Teherán, en Irán. 8 de enero de 2020 (REUTERS)

Las respuestas verbales fueron más potentes, las palabras se volvieron más activas que las acciones. Las declaraciones del líder supremo Ali Khamenei y de algunos comandantes militares iraníes que se distribuyeron junto con ardientes declaraciones de periodistas árabes junto a políticos, estrategas y militantes afiliados a Teherán, superaron con sus mentiras a esas miserables acciones y acabaron exaltando el desprecio del propio pueblo de Irán por el regimen.

Sin embargo, el regimen khomeinista nos prometió una respuesta que terminaría con la presencia estadounidense en la región y allanaría el camino “nada menos que para liberar Palestina y borrar el estado judío de la tierra”. Esto ultimo, por cierto, fue un enorme error “táctico” que elevó las expectativas islámicas a un rango demasiado alto para que alguien pueda alcanzarlas.

Algunos pueden decir, Irán responderá más tarde, cuando lo crea conveniente y su respuesta será muy dolorosa para los estadounidenses. Quizás…

Pero lo que sucedió antes y lo que está sucediendo ahora es parte de un legado muy familiar a lo largo de la historia moderna de la región que justifica una revisión de la noción de “respuesta”. La respuesta va más allá de una acción militar exitosa o no. Su fondo es mucho más complejo que la dimensión puramente militar y sus efectos deberían ser mucho más dramáticos.

En otras palabras, se nos ha prometido una respuesta a Occidente y Estados Unidos durante décadas: una respuesta “civilizacional”. Una respuesta cultural, económica, política y tambien militar. Nada de eso ha sucedido, ni antes ni ahora y cuando el gigante estadounidense fue golpeado, respondió de manera devastadora, recuérdese el destino de Saddam Hussein y su regimen en Irak.

Es cierto que algunos desean responder a los últimos 150 años de lo que llaman imperialismo, en cuyo centro y según su comprensión, se encuentra el establecimiento del Estado de Israel en 1948. Otros, incluso van mas alla y quieren responder a las Cruzadas recuperando Al-Andaluz. Para los necios y fanáticos las fechas no son importantes. Lo que es más importante es estimular un vacío e irracional entusiasmo colectivo como una respuesta.

Esta demanda de una respuesta que la propaganda de operaciones militares ridículas trata de satisfacer, es una de las ideas centrales en el pensamiento árabe-islámico desde la “Nahda” (renacimiento árabe a fines del siglo XIX y principios del XX). Lo amargo para el mundo árabe-islámico es que, a pesar de las palabras y la propaganda, no se ha logrado una victoria sustancial en ningún frente. Lo que sucedió fue exactamente lo contrario: el mundo árabe-islámico se convirtió en algo mucho peor civilizacionalmente, cultural, política, económica y militarmente. Y lo único que esta progresando alli es la regresión. .Esta fijación en una respuesta militar sangrienta, es una patología dolorosa en sí misma, y es el resultado de otra patología no menos amarga que los domina: su propia incapacidad para tratar racionalmente las razones reales detrás de la “superioridad de Occidente”, y por consiguiente, reconocerlas y abordarlas. Reducir todo al poder militar, al “saqueo imperialista” o a las “conspiraciones” no es propicio para tal entendimiento; por el contrario, lo hace todo mucho más difícil y descabellado.

Los árabes-islámicos han recurrido a destrozar una dual y extensa historia que se extiende, por un lado, desde la revolución agrícola a la revolución industrial y desde la globalización económica hasta la revolución post-industrial. Y por otro, desde una demorada y necesaria reforma religiosa que pavimente el camino a la ilustración y a las democracias parlamentarias. Esa destrucción, a su vez los ha aplastado también a ellos, y no les permite obtener una mejor comprensión para hacer algo mejor con sus vidas de manera de estar en paz con este mundo.

 

Mientras el mundo árabe-islámico se aferró a ese hilo de ira que solo se alivia con una “respuesta militar poco creíble”, los gobernantes cosecharon tanto los beneficios de esa ira como los beneficios demorados de la “respuesta”. Un régimen autoritario tras otro fue ganando legitimidad al afirmar que responderán, mientras que la distancia entre ellos y Occidente aumentó de forma abismal.

Una mirada rápida a los puntos de inflexión significativos en el mundo árabe-islámico revela la forma que adopta su mapa de respuestas, que nunca fue distinto, por diferente que se haya presentado con: Gamal Abdel Nasser, Saddam Hussein, Hafez al-Assad, el Imán Khomeini y ahora Khamenei. Además de al-Qaeda e ISIS, todos mostraron un prolijo mapa orientado hacia la degradación humana, hacia su propia degradación.

El mundo árabe-islámico considera que “responder” es una obligación, mientras que la escasez de herramientas necesarias para ejecutar esa respuesta asombrosa de la que hablan, solo se llevó adelante sacrificando personas, ya sea por suicidio o por matanzas, con lo que se ha convertido en la única de sus industrias.

 

Las personas a quienes se les promete una respuesta, mueren, son devoradas por esa industria de la muerte, mientras que los gobernantes que hacen esas promesas se convierten en millonarios y héroes históricos, al tiempo que sus pueblos se hunden en la pobreza y la desesperanza crónica en su ilusión por tener una vida mejor.

Por lo anterior, claramente, lo sucedido hace unos días entre Estados Unidos e Irán merece ser otra ocasión que invita a una revisión de esta miserable forma de vivir del mundo árabe-islámico.

Los gobernantes y los ciudadanos árabes e islámicos deberían trabajar por tener un mayor grado de paz dentro de si mismos para tener paz con el mundo moderno. Asi, limitarían el número de personas que mueren de forma absurda e innecesaria para satisfacer el deseo de una respuesta a un mundo que los ve cada vez mas fuera de el y mas lejos de la modernidad, la democracia y la paz.

infobae.com

Detenido un “retornado” de Daesh que podía cometer atentados en España

La Guardia Civil, en una acción antiterrorista en colaboración con las autoridades turcas, ha confirmado la estrategia del nuevo jefe de Daesh, Ibrahim Hashimi, de retirar a los combatientes de “primera línea de combate” y con experiencia en armas y expolsivos, para enviarlos a occidente con el fin de que cometan atentados. Uno de ellos, que había residido en Baleares, podía regresar a nuestro país por lo que ha sido detenido

La decisión de enviar a estos individuos de regreso a sus países de origen o residencia “obedece a un cambio de la estrategia del grupo para asegurar su subsistencia y los dispersa a la espera de marcarles nuevos objetivos”, según fuentes de la Benemérita.

En este marco de estrategia contra Daesh, la Guardia Civil, en colaboración con las autoridades turcas, ha detenido a un presunto miembro de la banda criminal en su intento de regresar a Europa

El arrestadio, de nacionalidad marroquí, residió en nuestro país entre 2012 y 2017 y, tras su paso por un tercer país europeo experimentó una profunda radicalización; tomó la decisión de viajar a Siria para integrarse en el mencionado grupo terrorista.

Las investigaciones llevadas a cabo por los agentes del Servicio de Información de la Guardia Civil (SIGC) condujeron a su localización en una zona de Siria próxima a la frontera con Turquía M.Q., de 28 años de edad, nacido en Oujda

(Marruecos), ha sido detenido en Turquía en virtud de la Orden Internacional de Detención emitida por el Juzgado Central de Instrucción nº 6 de la Audiencia Nacional, a instancias de la Guardia Civil, bajo la acusación de integración en organización terrorista.

Tras residir y trabajar durante varios años en el archipiélago balear, el detenido se desplazó por cuestiones laborales a otro país europeo, en el que permaneció hasta principios de 2017, desde el que luego viajaría a Turquía y posteriormente a Siria.

Durante este último periodo M.Q. experimentó un profundo proceso de radicalización, que se evidenció tanto en su comportamiento como en su aspecto exterior.

La Guardia Civil presta especial atención a todos los individuos que, tras su paso por nuestro país, se han desplazado a zonas de conflicto para integrarse en las filas de algún grupo terrorista. Se valora, a este respecto, la estrecha colaboración con los servicios policiales turcos, dada la estratégica situación de su país en relación a la mencionada zona de conflicto sirio-iraquí.

Esta labor, desarrollada desde el inicio del conflicto sirio-iraquí, se ha intensificado desde que la derrota militar del DAESH dejase sin expectativas a los combatientes extranjeros allí desplazados, ante la posibilidad, ahora confirmada, de que alguno de ellos pudiera optar por retornar a su país de origen o residencia.

larazon.es

Israel bombardeó “infraestructura subterránea” de Hamas en respuesta al lanzamiento de globos explosivos

Israel vuelve a atacar las
Israel vuelve a atacar las “infraestructuras subterráneas” de Hamas (Reuters)

Israel bombardeó este jueves “infraestructura subterránea” del grupo terrorista Hamas en la Franja de Gaza en respuesta al lanzamiento de globos explosivos desde el enclave palestino.

“Terroristas en Gaza lanzaron ‘globos explosivos’ contra viviendas israelíes durante el día. En respuesta, un helicóptero de ataque ha bombardeado infraestructura subterránea de Hamas”, señaló la Fuerza de Defensa de Israel (FDI) a través de su cuenta de Twitter.

“No permitiremos que Hamas aterrorice a los civiles israelíes”, agregó el cuerpo castrense.

Los medios locales informaron que el lanzamiento de globos explosivos no provocó víctimas ni daños.

Varios de estos globos han sido localizados durante la jornada en Eshkol y han estallado durante una inspección de los agentes. La Policía israelí ha pedido a la población que no se acerque ni toque estos artefactos.

Los terroristas de Hamas lanzaron globos explosivos a suelo israelí (REUTERS/Ibraheem Abu Mustafa)

Los terroristas de Hamas lanzaron globos explosivos a suelo israelí (REUTERS/Ibraheem Abu Mustafa)

Estos globos se utilizan para tratar de iniciar incendios en las tierras de cultivo israelíes y los barrios cercanos a la frontera. La táctica surgió en 2018 como parte de una serie de protestas y disturbios a lo largo de la frontera de la Franja, conocidos colectivamente como la Marcha del Retorno.

Una fuente de seguridad en el enclave palestino confirmó que el ataque golpeó una base perteneciente al ala militar de Hamas, sin que se reportaran heridos.

Los incidentes han tenido lugar un día después del lanzamiento de cuatro proyectiles desde el enclave palestino contra Israel, dos de los cuales fueron interceptados por el sistema de defensa antiaéreo Cúpula de Hierro. Horas después, la Fuerza Aérea israelí lanzó una serie de ataques en diferentes objetivos de Hamas en la Franja de Gaza. Según las FDI, aviones de combate atacaron varias instalaciones del grupo terrorista, incluido un sitio de producción de armas y una base militar.

Israel atacó objetivos de Hamas en la Franja de Gaza (AP Foto/Adel Hana)

Israel atacó objetivos de Hamas en la Franja de Gaza (AP Foto/Adel Hana)

El ataque, el primero de este tipo que tiene lugar desde que comenzó el año, llevó al principal líder opositor, Benny Gantz, a acusar al primer ministro, Benjamin Netanyahu, de “incumplir su trabajo de proteger a los ciudadanos del sur” de Israel.

El Gobierno israelí, en funciones por la falta de acuerdo político -en marzo Israel celebrará sus terceras elecciones parlamentarias en menos de un año-, ha mantenido en estas últimas semanas una convivencia relativamente pacífica con Hamas, el partido-milicia que controla desde 2007 el territorio costero.

 

Con información de Europa Press

infobae.com

Denuncian que Turquía envió a 2.000 combatientes sirios a pelear en Libia contra las tropas de Jalifa Haftar

Combatientes del Ejército Libre Sirio, apoyado por Turquía, en al-Bab (REUTERS/Khalil Ashawi)
Combatientes del Ejército Libre Sirio, apoyado por Turquía, en al-Bab (REUTERS/Khalil Ashawi)

Cerca de 2.000 combatientes sirios están viajando desde Turquía hasta Libia para participar la cruenta guerra civil que persiste en el país norafricano, según reportó este miércoles el periódico británico The Guardian.

Este despliegue de tropas experimentadas, negado por Ankara, podría complicar aún más la situación en Libia, donde coexisten dos gobiernos que reclaman legitimidad y controlan porciones de territorio desde 2014.

El mes pasado el gobierno del presidente turco Recep Erdogan tomó la decisión de apoyar al Gobierno de Acuerdo Nacional, la facción liderada por el primer ministro libio Fayez al Sarraj, quien cuenta además con asistencia de las Naciones Unidas, en su lucha contra las fuerzas del gobierno de la Cámara de Representantes en Tobruk, liderado por el general y caudillo Jalifa Haftar.

Además, desde los inicios de la guerra civil en Siria, Ankara ha estado prestando su apoyo a los rebeldes sirios que pelean allí contra el gobierno del dictado Bashar al Assad, organizados alrededor de la coalición de milicias del Ejército Libre Sirio (FSA, en inglés), luego rebautizada Ejército Nacional Sirio (SNA).

El primer ministro libio Fayez al-Sarraj junto al presidente turco Recep Erdogan, su nuevo aliado (Reuters)

El primer ministro libio Fayez al-Sarraj junto al presidente turco Recep Erdogan, su nuevo aliado (Reuters)

Los combatientes sirios que están llegando a Libia provienen precisamente de este grupo.

De acuerdo al reporte de The Guardian, que cita a fuentes en Siria, Libia y Turquía, el primer contingente de 300 combatientes del SNA partió hacia Libia el 24 de diciembre. Otros 350 lo hicieron el 29 de diciembre.

Los milicianos cruzaron desde Siria hasta Turquía a través del pueblo de Hawar Kilis, al norte del país árabe, y luego viajaron por aire hasta Trípoli, capital libia y sede de las fuerzas de Al Sarraj que está siendo asediada por fuerzas de Haftar.

Un tercer contingente de 1.350 combatientes ingresó a Turquía el 5 de enero, y se creen que algunos de ellos ya fueron enviados a Libia mientras que otros están aún siendo entrenados y equipados a la espera de su despliegue.

Un tanque de las tropas de Jalifa Haftar en los alrededores de Trípoli (AFP)

Un tanque de las tropas de Jalifa Haftar en los alrededores de Trípoli (AFP)

Los milicianos han firmado contratos de seis meses con el Gobierno de Acuerdo Nacional, con una paga de 2.000 dólares al mes, muy superior a los cerca de 100 dólares que ganan en Siria.

Ankara, por su parte, les ha prometido la nacionalidad turca y se hará cargo de los gastos médicos por los heridos y de los traslados.

Se cree que hasta el momento dos combatientes sirios han muerto en los combates en Libia.

Turquía y el Gobierno de Acuerdo Nacional han negado repetidas veces la presencia de estas tropa sirias en Libia.

El general y caudillo libio Jalifa Haftar, líder de las fuerzas del gobierno en Tobruk (REUTERS/Philippe Wojazer)

El general y caudillo libio Jalifa Haftar, líder de las fuerzas del gobierno en Tobruk (REUTERS/Philippe Wojazer)

Las fuerzas de Haftar cuenta con el apoyo de Egipto, Francia, Jordania, Rusia y los Emiratos Árabes Unidos, mientras que las de Al Sarraj reciben asistencia de Italia, Qatar y, recientemente, Turquía, además de poseer el reconocimiento de las Naciones Unidas como gobierno legítimo de Libia.

Sin paz desde 2011, cuando el dictador Muammar Gadaffi fue derrocado por grupos rebeldes apoyados por una coalición internacional liderada por Estados Unidos, Libia está siendo desgarrada por una guerra civil que desde el fracaso del Gobierno de Acuerdo Nacional en controlar el país en 2014 parece ahora no tener fin, y a la que han estado llegando numerosas tropas extranjeras.

Recientemente fue reportado que 3.000 sudaneses y 600 mercenarios rusos habían llegado al país para apoyar a las fuerzas de Haftar.

Haftar incluso arribó a comienzos de esta semana a Moscú para una ronda de negociaciones con orientadas a llegar a un alto al fuego, pero finalmente se retiró sin que hubiera acuerdo.

INFOBAE.COM

Alerta en Irak: varios misiles impactaron cerca de una base militar que alberga tropas estadounidenses

Varios misiles impactaron el martes cerca de la base militar Camp Taji, que alberga tropas estadounidenses, aparentemente sin causar víctimas. La base aérea está situada al norte de la capital, Bagdad.

Sobre la cantidad de misiles, fuentes de seguridad citadas por la agencia iraquí de noticias NINA indicaron que en la zona han impactado dos Katyusha, si bien otras fuentes citadas por la cadena Al Sumaria han elevado a cinco el número de proyectiles. El ataque contra la base Camp Taji no causó víctimas, según el comunicado oficial, que no detalló cuántos cohetes impactaron.

Además, una fuente del ministerio de Interior de Irak dijo a Efe que dos proyectiles cayeron en el interior del cuartel sin que se conozca de momento su han causado daños materiales o pérdidas humanas.

Desde finales de octubre las bases iraquíes con soldados estadounidenses han sufrido decenas de ataques. En efecto, el incidente tiene lugar en medio del aumento de las tensiones por la muerte el 3 de enero del general iraní Qassem Soleimani, jefe de la Fuerza Quds de la Guardia Revolucionaria, en una operación estadounidense en el aeropuerto de la capital.

Soleimani murió junto al ‘número dos’ de las Fuerzas de Movilización Popular (PUM, por sus siglas en inglés) -una coalición de milicias progubernamentales iraquíes apoyadas por Teherán-, Abu Mahdi al Muhandis, y varios milicianos iraquíes, tras lo que Irán prometió que se vengaría por el ataque.

En respuesta a la muerte de Soleimani, Irán atacó el 8 de enero con misiles dos bases militares situadas en Irak en las que se encuentran desplegados soldados estadounidenses, en lo que el líder supremo iraní, Ali Khamenei, describió como “una bofetada” a Washington.

Camp Taji

Camp Taji

Mientras tanto, el influyente clérigo iraquí Muqtada al Sadr hizo el martes un llamamiento a manifestarse contra la presencia de las tropas estadounidenses en el país, a las que ha descrito como “fuerzas invasoras”.

“El cielo, la tierra y la soberanía iraquí son violadas por las fuerzas invasoras”, cuestionó, antes de pedir “una revolución” para lograr la salida de las fuerzas del país norteamericano del país.

Asimismo, ha resaltado que, tras las protestas, la clase política del país debe trabajar para “preservar la dignidad y soberanía de Irak y de su pueblo”, según ha informado la agencia iraquí de noticias NINA.

 

Con información de AFP y EuropaPress

infobae.com

Concluyó sin acuerdo la primera reunión para un alto el fuego en Libia

El comandante del Ejército Nacional de Libia (LNA) Khalifa Haftar se da la mano con el ministro de Asuntos Exteriores ruso, Sergei Lavrov, antes de las conversaciones en Moscú, Rusia, el 13 de enero de 2020. (Ministerio de Asuntos Exteriores de la Federación de Rusia / Folleto vía Reuters)
El comandante del Ejército Nacional de Libia (LNA) Khalifa Haftar se da la mano con el ministro de Asuntos Exteriores ruso, Sergei Lavrov, antes de las conversaciones en Moscú, Rusia, el 13 de enero de 2020. (Ministerio de Asuntos Exteriores de la Federación de Rusia / Folleto vía Reuters)

La reunión de Moscú para un alto el fuego en Libia entre el Gobierno Nacional libio (GNA, reconocido por la ONU) y el “hombre fuerte” del este del país, el mariscal Khalifa Hafter, concluyó este lunes sin acuerdo al pedir el segundo una prórroga hasta mañana para tomar una decisión.

El documento de alto el fuego sí fue suscrito por el jefe del GNA, Fayez al Serraj, como también lo hizo el presidente del Consejo Supremo de Estado libio, Jaled Al Mashri, según comunicó a la prensa al término de la reunión el ministro ruso de Asuntos Exteriores, Sergei Lavrov.

Lavrov añadió que “Hafter y el presidente del Parlamento de Tobruk, Aguila Saleh, valoran positivamente el documento pero han pedido un poco más de tiempo, hasta mañana por la mañana, para decidir si lo firman”.

“Espero que su decisión sea positiva”, agregó Lavrov, quien destacó los “avances” logrados a la hora de formalizar el cese de las hostilidades tras las negociaciones, que se prolongaron durante más de seis horas y se celebraron en presencia también de los ministros de Exteriores y Defensa de Rusia y Turquía.

Al respecto, el ministro de Exteriores turco, Mevlüt Cavusoglu, aseguró que si Hafter “firma mañana por la mañana dicho documento”, ambas partes se comprometerían a respetar el alto el fuego indefinido, paso previo para el establecimiento de un proceso de arreglo político.

Según el proyecto de documento final, ambas partes se comprometerían a garantizar un “respeto incondicional” del cese de las hostilidades, que entró en vigor el pasado 12 de enero.

FOTO DE ARCHIVO: Khalifa Haftar, el comandante militar que domina el este de Libia, llega para asistir a una conferencia internacional sobre Libia en el Palacio del Elíseo en París, Francia, el 29 de mayo, 2018. REUTERS/Philippe Wojazer/File Photo

FOTO DE ARCHIVO: Khalifa Haftar, el comandante militar que domina el este de Libia, llega para asistir a una conferencia internacional sobre Libia en el Palacio del Elíseo en París, Francia, el 29 de mayo, 2018. REUTERS/Philippe Wojazer/File Photo

También acordarían la delimitación de una línea de contacto, lo que estaría acompañado de medidas para estabilizar la situación sobre el terreno como el cese de todas las acciones ofensivas y una suavización sincronizada de las tensiones militares.

El documento, que fue publicado en Twitter por un representante del GNA, obliga al Gobierno y los rebeldes a garantizar el acceso y el reparto seguro de ayuda humanitaria.

En ningún momento se informó de que Al Serraj y Hafter celebraran negociaciones directas en la capital rusa.

El actual alto el fuego fue impulsado la pasada semana por los presidentes de Rusia, Vladimir Putin, y Turquía, Recep Tayyip Erdogan, los dos países que más abiertamente intervienen en un conflicto armado que se ha convertido en una guerra multinacional.

El Gobierno sostenido por la ONU conserva el apoyo político y económico de la Unión Europea, y el militar de Turquía, Catar e Italia.

Hafter, que tutela el Parlamento electo y el gobierno no reconocido en Tobruk, cuenta, por su parte, con el respaldo económico y militar de Arabia Saudí, Egipto y Emiratos Árabes Unidos, y el apoyo de Rusia.

 

Con información de EFE

INFOBAE.COM