Archivos para marzo 23, 2013

Uno de estas posibilidades, según publica Libertad Digital en marzo de 2012, era de utilizar sus servicios como refuerzo para la seguridad de los centros penitenciarios, para que sustituyesen gradualmente a los agentes de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado que realizan estos trabajos y se pudiese emplear a estos agentes públicos en otras funciones.

Una posibilidad que se empezará a hacer realidad a partir del próximo mes de abril, cuando los primeros miembros de seguridad privada comiencen a prestar su labor en 21 centros penitenciarios, en 19 de los cuales el cuerpo responsable de su seguridad es la Guardia Civil y en dos de las cuales lo es el Cuerpo Nacional de Policía.

Según un comunicado hecho público por la Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUGC), durante los últimos días las diferentes Unidades de Seguridad Penitenciaria han recibido una orden de la Dirección General del Instituto Armado en las que se les anuncia que a partir del próximo 1 de abril se incorporarán a algunas prisiones estos agentes de seguridad privada.

En la misma se dice que llegarán como “refuerzo a los componentes de las Fuerzas de Seguridad del Estado que prestan servicio en los centros penitenciarios” y que “en ningún caso supondrá una reducción de efectivos de las Unidades de las FCSE, tan solo se tratará de un refuerzo, al menos en la fase inicial, considerada como experiencia piloto”.

Pero la citada orden deja la puerta abierta a una sustitución total: “en un futuro, en función de los resultados de esta experiencia y de las disponibilidades presupuestarias, podría iniciarse una sustitución progresiva de las FCSE por miembros de la seguridad privada”.

Precisamente, el ministerio del Interior está trabajando desde hace meses en la modificación de la Ley de Seguridad Privada que, según avanzó el propio Jorge Fernández Díaz el pasado martes en la comisión de Interior del Congreso de los Diputados, se encuentra ya en un avanzado estado de redacción y en próximas fechas será remitida a los principales órganos consultores.

Es más, dos días después, durante la inauguración de la IV Cumbre Europea de Servicios de Seguridad Privada, celebrada en Madrid, dijo que con esta modificación en la ley “no estamos hablando de privatizar la seguridad pública, sino de trabajar desde la subordinación a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado en mantener la seguridad”.

 

FUENTE: ELESPIADIGITAL.COM

En estos días mucho se habló de la posibilidad de que el cáncer que finalmente terminó con la vida del Comandante Hugo Chávez hubiese sido inducido y no producido endógenamente por la víctima. Nicolás Maduro y Evo Morales barajaron la posibilidad y toda la prensa pronorteamericana del continente se abalanzó sobre ellos para ridiculizarlos por haber formulado un comentario tan absurdo como ese.

Salieron supuestos “expertos”, médicos y biólogos, a burlarse de tan descabellada acusación. Sin embargo, el periódico británico The Guardian publicó hace poco más de un año el artículo en el que se daba a conocer algunos antecedentes estremecedores que le asignan a la hipótesis de la inducción externa del cáncer de Chávez un sustento nada despreciable. Léanlo y saquen sus propias conclusiones.

Fue un caso destinado a los X-Files y teóricos de la conspiración por igual, cuando el presidente venezolano, Hugo Chávez, especuló que los EE.UU. podrían haber desarrollado una forma de arma cancerígena, después de que varios líderes latinoamericanos fueron diagnosticados con la enfermedad.

La lista incluye al ex presidente argentino, Néstor Kirchner (cáncer de colon), presidentes de Brasil, Dilma Rousseff (cáncer de linfoma), su predecesor, Lula da Silva (cáncer de garganta), Chavez (no revelado), el ex presidente cubano Fidel Castro (cáncer de estómago), el presidente boliviano Evo Morales (cáncer nasal) y el presidente paraguayo Fernando Lugo (cáncer de linfoma). ¿Qué tienen en común además de cáncer? Todos ellos son líderes antiimperialistas. ¿Coincidencia? En su discurso el 28 de diciembre 2011 de fin de año ante los militares venezolanos, Chávez dio a entender que los EE.UU. podrían haber encontrado una manera de inocular a los líderes latinoamericanos cáncer.

“¿Sería tan extraño que ellos han inventado la tecnología para difundir el cáncer y no vamos a saber de él por 50 años?” Chávez aseveró. ”Es muy difícil de explicar, incluso con la ley de probabilidades, lo que ha ido sucediendo a algunos líderes de América Latina. Es por lo menos extraño “, dijo. Chávez dijo que recibió advertencia del ex líder de Cuba, Fidel Castro, que ha sobrevivido a cientos de intentos de asesinato fallidos. ”Fidel siempre me dijo:” Chávez ten cuidado. Estas personas han desarrollado la tecnología. Eres muy descuidado. Tenga cuidado de lo que come, lo que te dan de comer… una pequeña aguja y te inyectan no sé qué ‘”, dijo.

Misterios sin resolver

¿Suena descabellado? WikiLeaks informó que en 2008 la Agencia Central de Inteligencia estadounidense (CIA) solicitó a su embajada en Paraguay recoger todos los datos biométricos, incluyendo el ADN de los cuatro candidatos presidenciales. En el Caribe los teóricos de la conspiración tienden a creer que la CIA también tenía las manos metidas en la muerte de la activista trinitaria de los derechos civiles y panafricanista Kwame Ture; en la del legendario icono del reggae de Jamaica, Bob Marley y en la del primer ministro de Dominica (no confundir con República Dominicana) Roosevelt Bernard “Rosie Douglas”. Durante la investigación del Comité Selecto del Senado de Estados Unidos sobre planes de asesinato de la CIA a líderes extranjeros (conducida en 1975) se reveló que la agencia había desarrollado una pistola de dardos envenenados que causaba ataques al corazón y cáncer (en la imagen de este artículo). La pistola disparaba un dardo -de la anchura de un cabello humano y un cuarto de pulgada de largo- conteniendo en la punta un líquido congelado de veneno que podría penetrar la ropa, era casi indetectable y no dejaba rastro alguno en el cuerpo de la víctima.

Kwame Ture o Stokely Carmichael, el ex líder radical de las Panteras Negras, que inauguró el movimiento del Poder Negro de la década de 1960 murió diciendo que la CIA lo había envenenado con cáncer. Kwame Ture murió de cáncer de próstata a la edad de 57 en 1998. Su amigo, el artista multimedia y activista Wayne “Rafiki” Morris, dijo que Ture dijo que “sin equivocación” que la CIA le había provocado el cáncer. “Conocía a Kwame desde 1976 y durante todo el tiempo que lo conocí nunca bebió o fumó cigarrillos”, dijo Morris. “Era un muy buen nadador, hacía ejercicios regularmente, no tiene ningún problema médico y era muy consciente del cuidado de su salud”.

Bob Marley murió de cáncer de melanoma en 1981. Tenía 36 años de edad. El informe oficial es que contrajo cáncer tras lesionarse un dedo del pie que nunca sanó mientras jugaba al fútbol en 1977.Los teóricos de la conspiración afirman que Carl Colby, hijo del fallecido director de la CIA William Colby, le dio a Marley un par de botas en la que había un trozo de alambre de cobre recubierto con una sustancia cancerígena que pinchó el dedo gordo del pie de Marley.

Existe una similitud inquietante entre Marley y la situación de Castro con zapatos envenenados. El embajador de Cuba en Trinidad y Tobago, Humberto Rivero dijo que la CIA y los exiliados cubanos intentaron más de 600 veces de matar a Castro con cigarros explosivos, inyectándole cáncer o mediante un traje de neopreno forrado con veneno.

En el caso de Marley la CIA presuntamente se utilizó el cáncer en sus zapatos, para Castro se pusieron sales de talio, un veneno altamente tóxicos en sus zapatos. Después de sólo ocho meses de ser elegido como primer ministro de Dominica, el político radical “Rosie” Douglas fue hallado muerto en el piso de su residencia en 2000.

La causa de su muerte fue un ataque masivo al corazón. Su corazón era el doble de su tamaño normal. Al igual que Ture y Marley, hacía ejercicios regularmente.

El hijo mayor de Douglas, Cabral, insistió en que su padre había sido asesinado y dio a entender que la CIA estaba involucrada en lo ocurrido.

Moshood Abiola, el hombre que según muchos había ganado las elecciones de 1993 en Nigeria, murió de un ataque al corazón después de que le dieron un cóctel que amplió su corazón al doble de su tamaño en 1998.

Jack Ruby, el asesino que mató al presunto asesino del presidente de Estados Unidos John f. Kennedy, Lee Harvey Oswald, murió de cáncer de pulmón en 1967. Lo extraño era que las células cancerosas no eran del tipo que se originan en el sistema respiratorio. Le dijo a su familia que le inyectaron células de cáncer en prisión cuando le dieron inyecciones para combatir una gripe. Murió justo antes de que fuera a declarar ante el Congreso.

Uno de los perpetradores de la tragedia aérea de Lockerbie, Abdelbaset al-Megrahi, desarrolló cáncer terminal. El líder del partido de oposición de Canadá, de tendencia izquierdista, Nuevo Partido Democrático (NDP), Jack Layton murió a causa de una forma no revelada de cáncer en 2011.

Parecería que tener tendencias izquierdistas es peligroso para la salud de una persona. A partir de 1953 los rusos estaban utilizando microondas para atacar a personal de la embajada los Estados Unidos en Moscú.

Un tercio del personal de la embajada eventualmente murió de cáncer como producto de esta irradiación de microondas. Imagínense lo avanzado y sofisticado que la tecnología de los asesinatos se encuentra hoy en día.

 

FUENTE: ELESPIADIGITAL.COM

Por Geoges Friedman*

Título original: “Europa, desempleo e inestabilidad

La crisis financiera mundial de 2008 ha dado lugar poco a poco a una crisis de desempleo global. Esta crisis de desempleo, con bastante rapidez, dará paso a una crisis política. La crisis involucra a los tres pilares principales del sistema económico mundial: Europa, China y Estados Unidos. El nivel de intensidad es diferente, es diferente la respuesta política y también la relación con la crisis financiera. Pero hay un elemento común, que es que el desempleo está sustituyendo, cada vez, más a las finanzas como el problema central del sistema financiero.

Europa es el punto central de esta crisis. El mes pasado Italia celebró elecciones generales, y el partido que más avanzó (sumando cerca de una cuarta parte de todos los votos) fue un grupo nuevo llamado Movimiento Cinco Estrellas que está dirigido por un comediante profesional. Hay dos cosas que son de interés en este movimiento. En primer lugar, uno de sus pilares fundamentales es el llamamiento a un impago de la deuda italiana como el menor de los males. La segunda es que Italia, con un 11,2 por ciento de desempleo, está lejos de ser el peor de los casos de desempleo en la Unión Europea. Sin embargo, Italia es un nido de partidos radicales profundamente opuestos a las políticas vigentes de austeridad.

El debate central en Europa ha sido la forma de resolver la crisis de la deuda soberana y la consiguiente amenaza a los bancos de Europa. La cuestión era quién iba a llevar la carga de la estabilización del sistema. El argumento que ganó la batalla, sobre todo entre los líderes europeos, fue que lo que Europa necesitaba era austeridad, que el gasto público tenía que ser drásticamente restringido y así pagar la deuda soberana, aunque podría haber sido reestructurada.

Una de las consecuencias de la austeridad es la recesión. Las economías de muchos países europeos, especialmente los periféricos de la zona euro, se están contrayendo, ya que la austeridad obviamente hace que haya menos dinero para comprar bienes y servicios. Si el objetivo principal es estabilizar el sistema financiero, tiene sentido. Pero si la estabilidad financiera puede seguir siendo el objetivo primario depende de un consenso al que tienen que llegar amplios sectores de la sociedad. Cuando el desempleo aumenta se producen cambios de consenso y el enfoque se desplaza con él. Cuando el desempleo se vuelve intenso, entonces todo el sistema político puede cambiar. George Friedman, presidente de Stratfor – una compañía líder de pensamiento – cree que las elecciones italianas fue el primer paso, pero esperado, de un temblor que recorrerá el mundo.

Surge un patrón en Europa

Tenga en cuenta la geografía del desempleo. Sólo cuatro países de Europa están en o por debajo del 6 por ciento de desempleo: los países geográficamente contiguos de Alemania, Austria, Países Bajos y Luxemburgo. La periferia inmediata tiene un desempleo mucho más alto; Dinamarca un 7,4 por ciento, el Reino Unido en el 7,7 por ciento, un 10,6 por ciento en Francia y Polonia en el 10,6 por ciento. En la periferia lejana, Italia tiene el 11,7 por ciento, Lituania se encuentra en el 13.3 por ciento, Irlanda está en un 14,7 por ciento, Portugal se encuentra en el 17,6 por ciento, España se sitúa en el 26,2 por ciento y Grecia lidera el desempleo con el 27 por ciento.

Alemania, la cuarta economía más grande del mundo, está en el centro de gravedad de Europa. Las exportaciones de bienes y servicios son el equivalente del 51 por ciento del PIB de Alemania, y más de la mitad de las exportaciones de Alemania van a otros países europeos. Alemania ve a la zona de libre comercio de la Unión Europea como algo esencial para su supervivencia. Sin libre acceso a estos mercados, sus exportaciones se contraería drásticamente y el desempleo se dispararía. El euro es una herramienta que Alemania, con su enorme influencia, utiliza para gestionar sus relaciones comerciales – y esto pone a la a otros miembros de la eurozona en situación de desventaja. Los países con salarios relativamente bajos deben tener una ventaja competitiva con respecto a las exportaciones alemanas. Sin embargo, muchos tienen saldos negativos de comercio. Por lo tanto, cuando se desató la crisis financiera, su capacidad para gestionarla era insuficiente y dio lugar a una crisis de deuda soberana, lo que a su vez socavó aún más su posición por las medidas de austeridad, ya que su pertenencia a la zona euro no les permite aplicar sus propias políticas monetarias.

Esto no quiere decir que no fueran pródigos en su gasto social, pero la causa subyacente de su fracaso fue mucho más compleja. En última instancia, se basa en el raro caso de una zona de libre comercio que se construye alrededor de una enorme economía que dependía de las exportaciones. (Alemania es el tercer exportador más grande del mundo, ubicándose después de China y Estados Unidos.) El Acuerdo de Libre Comercio de América del Norte fue construido alrededor de un importador neto. Gran Bretaña era un importador neto del Imperio. El poder alemán desequilibra todo el sistema. Comparando la tasa de desempleo del bloque alemán con la del sur de Europa, es difícil imaginar que estos países sean miembros del mismo grupo comercial.

Incluso Francia, que tiene una tasa de desempleo relativamente baja, tiene una historia más compleja. El desempleo en Francia se concentra en dos grandes polos norte y sur, con el sureste de Francia siendo el más afectado. Por lo tanto, si nos fijamos en el mapa, la zona sur de Europa se ha visto afectada extraordinariamente por alto nivel de desempleo y la Europa del Este no ha salido del todo mal parada, pero Alemania, Austria, los Países Bajos y Luxemburgo han quedado relativamente indemnes. Cuánto tiempo puede durar esto, dada la recesión en Alemania, es otro asunto, pero el contraste nos dice mucho acerca de la geopolítica emergente de la región.

Portugal, España y Grecia se encuentran en una depresión. Su tasa de desempleo es más o menos la de los Estados Unidos en medio de la Gran Depresión. Una regla que usa Friedman es que por cada persona desempleada, hay otras tres que están afectadas, cónyuges, hijos o quien sea. Eso significa que si un país tiene un 25 por ciento de desempleo, prácticamente todo el mundo se ve afectado. Con un desempleo del 11 por ciento, el 44 por ciento se ve afectado.

Se puede argumentar que los números no son tan malos como parecen, ya que hay muchas personas que están trabajando en la economía sumergida. Eso puede ser cierto, pero en Grecia, por ejemplo, los productos farmacéuticos son escasos, ya que el dinero en efectivo para la importación de bienes se ha secado. Los gobiernos locales en España están a punto de despedir a más trabajadores. Estos países han alcanzado un punto de inflexión a partir del cual es difícil de imaginar una recuperación. En el resto de la periferia de Europa, la crisis del desempleo se está intensificando. Las cifras exactas importan mucho menos que el impacto visible en una sociedad que se tambalea.

Las consecuencias políticas del alto desempleo

Es importante entender las consecuencias de este tipo de desempleo. Hay un desempleo de largo plazo de la clase baja. Esta ola de desempleo ha alcanzado a la clase trabajadora media y media-alta. Como ejemplo, Friedman pone a un amigo suyo, arquitecto que perdió su puesto de trabajo. Casado y con hijos, ha estado en paro durante tanto tiempo que se ha hundido en un estilo de vida completamente diferente e inesperado. La pobreza es bastante difícil de manejar, pero cuando también está relacionado con la pérdida del estatus, el dolor se agrava y surge una fuerza política fuerte.

La idea de que el régimen de austeridad que impone Alemania sobrevivirá sobrevivir políticamente es difícil de imaginar. En Italia, con “sólo” un 11,7 por ciento de desempleo, el éxito del Movimiento Cinco Estrellas representa una respuesta inevitable a la crisis. Hasta hace poco, el impago era el principal temor de los europeos, al menos de la elite financiera, política y periodística. Se ha recorrido un largo camino hacia la solución del problema bancario. Pero se ha hecho mediante la generación de una crisis social masiva. Esa crisis social genera una reacción política que evitará que la estrategia alemana se lleve a cabo. Para el sur de Europa, donde la crisis social se ha instalado y se mantendrá en el lago plazo, así como para el este de Europa, no está claro cómo el pago la deuda puede beneficiar a los ciudadanos. El coste de permanecer en los mercados de capital se está repartiendo tan desigualmente que la base política en favor de la austeridad se está disolviendo.

Esto se ve agravado por la profundización de la hostilidad hacia Alemania. Alemania se ve a sí misma como virtuosa por su moderación. Otros la ven como una rapaz por su agresividad exportadora, con el producto de exportación más importante ahora que es el desempleo. El hecho de que estamos viendo una diferenciación cada vez mayor entre el bloque alemán y el resto de Europa es uno de los acontecimientos más significativos desde que comenzó la crisis.

La creciente tensión entre Francia y Alemania es particularmente importante. Las relaciones franco-alemanas no fueron sólo uno de los principios fundadores de la Unión Europea, sino una de las razones por las que existe la unión. Después de las dos guerras mundiales, se entendió que la paz en Europa dependía de la unidad entre Francia y Alemania. La relación está lejos de estar rota, pero es tensa. Alemania quiere que el Banco Central Europeo mantenga su política, centrándose en el control de la inflación. Este es el interés de Alemania. Francia, con cerca de un 11 por ciento de desempleo, ve necesario que el Banco Central Europeo estimule la economía europea con el fin de reducir el desempleo. Este no es un debate arcano. Se trata de un debate sobre quién controla el Banco Central Europeo, cuáles son las prioridades de Europa y, en última instancia, cómo Europa puede existir con estas inmensas diferencias en el desempleo.

Una respuesta puede ser que la tasa de desempleo en Alemania se disparará. Eso podría mitigar el sentimiento anti-alemán, pero no va a resolver el problema. El desempleo está llegando a muchos países al nivel en el que socava el poder político para aplicar las políticas necesarias para gestionar el sistema financiero. El argumento del Movimiento Cinco Estrellas en favor de un default no viene de un partido marginal. La elite europea puede despreciar al partido italiano, pero ganó el 25 por ciento de los votos. Y cabe recordar que el héroe de los europeístas, Mario Monti, apenas ganó el 10 por ciento de los votos.

El fascismo tiene sus raíces en Europa en grandes fracasos económicos en los que las élites financieras fracasaron en reconocer las consecuencias políticas del desempleo. Se rieron de los partidos dirigidos por hombres que habían sido vagabundos y que prometían milagros económicos sólo si los responsables de la miseria del país eran despojados de su poder actual. Los hombres y las mujeres, que cayeron desde su estatus en la pequeña burguesía, no se rieron, sino que respondieron con entusiasmo a esa esperanza. Los resultados fueron gobiernos que encerraron sus economías al mundo, y que lo lograron mediante la manipulación.

Esto es lo que ocurrió después de la Primera Guerra Mundial. No ocurrió después de la Segunda Guerra Mundial porque Europa estaba ocupada. Pero cuando nos fijamos en las tasas de desempleo hoy en día, las diferencias entre las regiones, el hecho de que no hay ninguna promesa de mejoría y que la clase media está siendo arrojada a las filas de los desposeídos, podemos ver los mismos patrones de formación.

La historia no se repite tan claramente. El fascismo en el sentido de los años 1920 y 1930, está muerto. Pero es difícil de imaginar que no surjan nuevos partidos políticos que hablen para los desempleados y los nuevos pobres. Ya se trate de partidos en Grecia o movimientos independentistas catalanes, el crecimiento de los partidos que quieren redefinir el sistema es inevitable. Italia fue simplemente, una vez más, la primera en probarlo.

Es difícil ver no solo cómo se podrá contener esta tendencia, sino también cómo se puede evitar una nueva crisis financiera, ya que la voluntad política necesaria para soportar la austeridad está rota. Incluso es difícil ver cómo la zona de libre comercio va a sobrevivir frente a la necesidad urgente alemana de exportar todo lo que pueda para mantenerse a flote. La divergencia entre los intereses alemanes y los de Europa del Sur y Oriental ha sido profunda y ha aumentado aún más cuanto más compromiso había para salvar a los bancos. Esto es porque el compromiso tuvo la consecuencia imprevista de desencadenar la misma fuerza que lo socava: el desempleo.

Es difícil imaginar una política europea común en este punto. ¿Cómo un país con un desempleo del 5,2 por ciento puede crear una política económica común con otro país que tenga un 11 ó 14 ó 27 por ciento de desempleo? Es difícil. Además, cuanto más desempleo habrá menos demanda de bienes y menos apetito para las exportaciones alemanas. Cómo Alemania podrá lidiar con eso, es también un misterio.

La crisis del desempleo es una crisis política y la crisis política minará todas las instituciones de Europa. Durante 17 años Europa prosperó, pero fue durante una de las épocas más prósperas de la historia. Ahora se ha encontrado con una de las grandes pesadillas: el desempleo a gran escala. La gran prueba de Europa no es la deuda soberana. Es si puede evitar los viejos hábitos y las malas raíces del desempleo.

* George Friedman, es el presidente de la firma de inteligencia americana Stratfor – llamada también la “CIA en la sombra”.

Por Ghaleb Kandil

No resulta exagerado decir que la embajadora de Estados Unidos en Líbano, la señora Maura Connelly, acaba de dar el pitazo de inicio del nuevo plan estadounidense tendiente a crear una situación de desorden en materia de seguridad y un ambiente de confrontación que lleve a un vacío en el país en ocasión de las elecciones legislativas. Se trata de una consulta electoral que Washington quiere que se realice en la fecha prevista, invocando para ello el respeto de los plazos constitucionales, cuando en realidad la está utilizando a favor de sus propios planes.

Los movimientos coordinados de los grupos extremistas takfiristas, sus discursos provocadores que exacerban las tensiones políticas y sus campañas mediáticas contra el Hezbollah son parte del plan estadounidense destinado a estimular la escalada en el terreno, con la complicidad activa de la Corriente del Futuro y de empresas mediáticas en cuyo seno trabajan enviados de los servicios de inteligencia estadounidenses destacados por el buró de comunicación estadounidense con base en Dubai. Durante los 2 últimos años, habían fracasado todos los esfuerzos de Estados Unidos por provocar una discordia sectaria.

Habría que interrogarse sobre la relación de los jeques Ahmad al-Assir y Dai al-Islam al-Chabal con Estados Unidos. Es clara la respuesta: esa relación se mantiene a través de quines financian desde el Golfo (Arabia Saudita, Qatar, los Emiratos Árabes Unidos, Kuwait y el clan Hariri en el Líbano) a esos dos dignatarios extremistas, ambos directamente vinculados con los estadounidenses, cuyas instrucciones cumplen al pie de la letra.

El plan consiste en asestar un golpe a varios pilares de la estabilidad libanesa, representada por la fórmula de poder instaurada en Líbano a partir de la formación del gobierno de Najib Mikati. La acción de Washington busca vincular entre sí los temas más explosivos de la región, esencialmente Siria, Irak, el Líbano y Jordania. Su objetivo es mejorar las condiciones de negociación para reforzar la influencia de sus colaboradores en la región, sobre todo teniendo en cuenta que esa influencia había disminuido seriamente a raíz de la retirada estadounidense de Irak y de las derrotas israelíes en Líbano y Palestina.

En ese contexto, [la embajadora] Maura Connelly transmitió al presidente de la República Michel Sleiman, al primer ministro Najib Mikati y al ministro del Interior Marwan Charbel, mensajes en los que demanda el comienzo de los preparativos para la realización de las elecciones legislativas en junio próximo en base a la ley de 1960. La razón es que el hecho de cambiar esa ley por otra diferente conduciría a un nuevo retroceso de la influencia de Washington y de sus aliados en Líbano y en la región, incluyendo a los centristas, cuyos lazos con Occidente ya no son un secreto para nadie. La demanda transmitida por la señora Connelly creó un clima eléctrico en el seno del gobierno libanés después de que los señores Sleiman, Mikati y Charbel cedieran a los «deseos» estadounidenses, que reflejan un cambio de táctica de parte de Estados Unidos, país que ha decidido dejar atrás los tiempos de la estabilidad y optar por la escalada en la región, desde Irak hasta el Líbano y pasando por Siria y Jordania.

El movimiento emprendido por el Consejo de Cooperación del Golfo para presionar al Líbano y amenazar de expulsión a miles de libaneses que trabajan en los países miembros del Consejo es uno de los elementos de ese plan. Lo mismo sucede con la feroz campaña tendiente a desacreditar al ministro [libanés] de Relaciones Exteriores, Adnane Mansour, y con las noticias sobre la purga contra el jefe de la diplomacia y los dos ministros del Hezbollah. Las filtraciones sobre la intención del presidente Sleiman de pedir a los ministros cercanos a él que dimitan son también parte de la misma maniobra. Todas esas medidas, si llegasen a aplicarse, significarían un golpe a la estabilidad gubernamental y política a los más altos niveles del Estado.

Esos datos prueban la existencia de un plan estadounidense de desestabilización cuyo objetivo es ampliar el campo de batalla sirio extendiéndolo al Líbano, para poner sobre la mesa de negociación el tema de las armas de la Resistencia. Y el objetivo final sería, por supuesto, garantizar la seguridad de Israel debilitando a la Resistencia.

Fuente: New Orient News (Líbano)

Las últimas declaraciones del presidente afgano, Hamid Karzai, en las que acusa a los talibanes de estar “al servicio de EE UU”, han puesto a prueba la endeble relación que existe entre ambos países. Karzai pronunció esas palabras este domingo durante la visita del secretario de Defensa, Chuck Hagel, a Afganistán para negociar, entre otras cosas, un acuerdo que establezca la presencia militar de EE UU en el país cuando se produzca la retirada definitiva de las tropas americanas en 2014. Hagel trató de rebajar la tensión asegurando que EE UU no estaba manteniendo un diálogo paralelo con los talibanes al margen de Kabul.

En un discurso televisado antes de reunirse para cenar con Hagel, Karzai aseguró que “los talibanes mantienen contactos diarios con EE UU” e insinuó que ambos trabajan para generar una situación de violencia e inestabilidad en Afganistán que convenza a la población afgana de la necesidad de mantener tropas estadounidenses en el país para garantizar la paz una vez que el contingente militar de EE UU abandone el país. Karzai, que hizo estas declaraciones un día después de que dos ataques suicidas mataran a nueve civiles, presentó esos ataques como prueba de sus acusaciones.

“Las explosiones de ayer en Kabul y Khost son una muestra de que los talibanes están al servicio de América. Con ellos tratan de asustarnos, haciéndonos creer que si los extranjeros abandonan Afganistán, nos tendremos que preparar para este tipo de atentados”, aseguró Karzai. Hagel, que suspendió una rueda de prensa conjunta con el presidente afgano alegando razones de seguridad, aseguró, tras cenar con Karzai, que EE UU no estaba manteniendo negociaciones con los talibanes al margen del gobierno de Kabul. “Cualquier intento de paz o de acuerdo político debe ser liderado por los propios afganos”, aseguró el secretario de Defensa.

Más rotundo se mostró, horas antes, el general Joseph Dunford -que, hace un mes, asumió el mando supremo de las tropas de EE UU y de la OTAN en Afganistán-, quien aseguró que las declaraciones de Karzai eran “categóricamente falsas”. EE UU necesita de la colaboración del Gobierno de Kabul para facilitar el repliegue definitivo del contingente de 66.000 soldados que todavía sigue en suelo afgano y el tono contemporizador de Hagel sugiere que Washington no quiere contribuir a deteriorar más la actual situación.

Con su primer viaje oficial desde que fuera nombrado jefe del Pentágono, Hagel pretendía rebajar las tensiones con Kabul para garantizar un clima propicio en el que desarrollar el proceso de negociaciones en el que se encuentran ambos países de cara a determinar el número y el papel que desarrollarán las tropas de EE UU que se queden en Afganistán, tras el repliegue definitivo en 2014.

Karzai y Hagel son viejos conocidos. El secretario de Defensa estuvo presente en 2008 una cena en la que varios senadores de EE UU, entre ellos el actual vicepresidente, Joe Biden, y el nuevo secretario de Estado, John Kerry, exigieron al dirigente afgano que pusiera coto a la corrupción de su Gobierno.

Las del domingo son la última andanada de acusaciones que Karzai ha realizado en los últimos meses contra EE UU. A comienzos de marzo, el presidente afgano exigió a la tropas de la coalición que cedieran el control de las milicias locales a Kabul y, en febrero exigió que las Fuerzas de Operaciones Especiales de EE UU abandonaran la provincia de Wardak, alegando que había recibido informes que concluían que los soldados estadounidenses practicaban torturas a civiles afganos.

Precisamente, un día después de que finalizara el plazo que Karzai otorgó a EE UU para retirarse de Wardak, un hombre con el uniforme de la fuerzas nacionales afganas ha abierto fuego en una comisaría de policía de esa provincia asesinando a dos soldados estadounidense, a dos agentes afganos y al jefe de Policía del distrito de Jalrez. Entre los asuntos que Karzai y Hagel discutieron durante su encuentro del domingo estaba el acuerdo para determinar cómo se resolvía la demanda de Karzai sobre Wardak.

 

FUENTE: ELESPIADIGITAL.COM

Debido a los importantes recortes en Defensa, EE.UU. anuncia que “reestructurará” la realización de la etapa final de creación de sistema de defensa antimisiles en Europa, importante punto de fricción en las relaciones con Rusia.

El Pentágono ha declarado que  los recursos “economizados” se destinarán a reforzar la protección de la costa oeste de EE.UU. frente a la creciente amenaza que representan los misiles de Corea del Norte.

De acuerdo con ‘The New York Times’, la instalación de misiles adicionales en la costa del Pacífico de EE.UU. supondrá un desembolso de 1.000 millones de dólares y no hay dinero para todo.

En respuesta a la actitud de Pyongyang, que EE.UU. tacha de provocativa, el jefe del Pentágono, Chuck Hagel, informó del cambio de enfoque defensivo y detalló que se desplegarán nuevos complejos antimisilísticos en Alaska, California y Japón, entre otras localizaciones. Concretamente, en territorio estadounidense se instalarán 14 sistemas terrestres interceptores, lo que aumentará su número total hasta las 44 unidades, mientras que en Japón se colocará una estación de radares. El despliegue debe estar finalizado para el año 2017.

La realidad es que es una burda excusa, pues nadie cree que Korea del Norte pueda lanzar un ataque con misiles en territorio estadounidense.

Además, “se reestructurará el programa de desarrollo” del modernizado interceptor de misiles SM-3, que planeaban colocar en Europa en la cuarta fase del sistema de defensa antimisiles europeo frente a la amenaza potencial que representa Irán para EE.UU.  Dado que el Congreso recortó los créditos destinados a este programa, se hizo evidente que la obra se completará no antes de 2022.

La cuarta fase del sistema de defensa antimisiles europeo fue desde su concepción un punto de controversia entre Washington y Moscú, ya que Rusia considera que este sistema amenaza sus intereses estratégicos, razón por la que demanda a EE.UU. y a la OTAN garantías jurídicas de que el escudo no se utilizará en su contra.

Tras fracasar las tentativas de compromiso entre demócratas y republicanos sobre el presupuesto de EE.UU. para el año fiscal 2013, el presidente norteamericano, Barack Obama, ordenó poner en marcha recortes fiscales por valor de 85.000 millones de dólares, medida que entró en vigor este 1 de marzo. El Pentágono verá reducida su partida en 46.000 millones de dólares.

La decisión de EE.UU. de replantearse la etapa final del programa antimisiles en Europa podría tener un efecto muy positivo en las relaciones con Rusia, ya que el escudo “iba realmente dirigido contra Rusia”, opina el analista político Lajos Szaszdi.

Recordemos que el argumento de la amenaza nuclear iraní que usa Washington para justificar el escudo antimisiles en Europa no tiene ningún sentido y solo busca apoyar la postura de Israel.

Toda esta historia de pintar a Irán como amenaza que justifica un sistema antimisil europeo es realmente parte de las presiones contra Irán a favor de Israel, y sería una forma de desplegar un sistema antimisil que pudiera ser usado contra Rusia en caso de una guerra.

 

FUENTE: ELESPIADIGITAL.COM

El Secretario General de la OTAN, el general Anders Fogh Rasmussen, recibió el 7 de marzo al presidente de Israel, Shimon Peres, en la sede de la OTAN en Bruselas. El orden del día: realzar la cooperación militar entre Israel y la Alianza Atlántica concentrándose en temas del contraterrorismo.

“Israel compartirá gustosamente el conocimiento que ha conseguido y sus capacidades tecnológicas con la OTAN. Israel tiene experiencia en lidiar con situaciones complejas, y debemos fortalecer la cooperación para que podamos combatir juntos el terror global y ayudar a la OTAN en las complejas tareas que enfrenta, incluyendo Afganistán”.

Israel ya está involucrado en operaciones encubiertas y guerra no convencional en relación con EE.UU. y la OTAN.

Este acuerdo es de particular importancia porque profundiza la relación Israel-OTAN más allá del denominado “Diálogo Mediterráneo”.

La declaración conjunta apunta a una cooperación Israel-OTAN “en la lucha contra el terror y la búsqueda de la paz… en Medio Oriente y el mundo”.

Lo que esto sugiere es la participación de Israel en la guerra activa junto a la OTAN, es decir, como miembro de facto de la Alianza Atlántica.

En otras palabras, Israel estaría directamente involucrado si el conjuinto EE.UU.-OTAN lanzara una operación militar propiamente dicha contra Siria, Líbano o Irán.

Israel se ofreció a ayudar a la OTAN en operaciones de contraterrorismo contra Hizbulá e Irán.

“Las dos partes acordaron en sus discusiones que Israel y la OTAN son socios en la lucha contra el terror…” dice la declaración.

El presidente Peres subrayó la necesidad de mantener e incrementar la cooperación entre Israel y la OTAN y la capacidad de Israel de cooperar y proveer ayuda tecnológica y conocimiento por la vasta experiencia que ha adquirido en el campo del contraterrorismo.

“Israel está dispuesto a compartir con la OTAN el conocimiento que ha conseguido y sus capacidades tecnológicas. Israel tiene experiencia en el enfrentamiento de situaciones complejas y debemos fortalecer la cooperación para luchar juntos contra el terror global y ayudar a la OTAN frente a las complejas amenazas que enfrenta, incluso en Afganistán,” dijo Peres a Rasmussen.

Historia de la cooperación militar de Israel y la OTAN

Vale la pena señalar que en noviembre de 2004 en Bruselas, la OTAN e Israel firmaron un importante protocolo bilateral que allanó el camino a la realización de ejercicios militares conjuntos de la OTAN e Israel. Un acuerdo complementario se firmó en marzo de 2005 entre el Secretario General de la OTAN y el Primer Ministro Ariel Sharon.

El acuerdo de cooperación militar bilateral de 2005 fue visto por los militares israelíes como un medio de “realzar la capacidad de disuasión de Israel respecto a potenciales enemigos que lo amenacen, sobre todo Irán y Siria”.

La premisa existente que forma la base de la cooperación militar entre la OTAN e Israel es que “Israel está bajo ataque”.

Existe evidencia de coordinación militar y de inteligencia entre la OTAN e Israel, que incluye consultas relacionadas con los territorios ocupados.

“Antes del lanzamiento de la Operación Plomo Fundido en Gaza, la OTAN ya intercambiaba información con Israel, compartía experiencias sobre seguridad y organizaba entrenamientos militares… El exjefe de la OTAN, Scheffer visitó Israel durante el ataque israelí a Gaza. Y en aquella época los funcionarios de la OTAN opinaban que la cooperación con Israel era esencial para su organización (Al Ahram, 10 de febrero de 2010).

El acuerdo bilateral de Bruselas de marzo de 2013 entre Israel y la OTAN es la culminación de más de 10 años de cooperación entre ambas partes.

¿“Obliga” este acuerdo a la OTAN “a acudir en ayuda de Israel” bajo la doctrina de la “seguridad colectiva”?

El acuerdo refuerza el proceso actual de planificación militar y logística EE.UU.-OTAN-Israel relacionado con cualquier operación futura en Medio Oriente, incluido un bombardeo aéreo de plantas nucleares de Irán.

La delegación presidencial israelí estaba formada por varios altos consejeros militares y gubernamentales, incluido el Brigadier General Hasson Hasson, Secretario Militar del Presidente Peres, y Nadav Tamir, consejero político del presidente de Israel.

El texto del acuerdo Israel-OTAN tras las negociaciones a puerta cerrada no se publicó.

Después de la reunión, la OTAN publicó una declaración conjunta. El Secretario General Rasmussen declaró en la información de prensa:

“Israel es un importante socio de la Alianza en el Diálogo Mediterráneo. La seguridad de la OTAN está vinculada a la seguridad y estabilidad de la región mediterránea y de Medio Oriente. Y nuestra Alianza valora enormemente nuestro diálogo político y nuestra cooperación práctica. Israel es uno de nuestros países asociados más antiguos. Enfrentamos los mismos desafíos en el Mediterráneo Oriental.

Y como enfrentamos las amenazas a la seguridad del Siglo XXI, tenemos todos los motivos para profundizar nuestra duradera asociación con países de nuestro Diálogo Mediterráneo, incluido Israel. Todos sabemos que la situación regional es compleja. Pero el Diálogo Mediterráneo sigue siendo un singular foro multilateral, en el cual Israel y seis países árabes pueden discutir en conjunto con los países europeos y norteamericanos desafíos comunes a la seguridad. Veo más oportunidades para profundizar nuestro ya cercano diálogo político y nuestra cooperación práctica en beneficio mutuo”.

Michel Chossudovsky es escritor, profesor emérito de Economía en la Universidad de Ottawa, fundador y director del Centro de Investigación sobre la Globalización (CRG), Montreal y editor de la web globalresearch.ca.