Cuando el yihadismo llega a tu colegio

Los yihadistas ponen en jaque a las escuelas del norte del país. Asesinatos y amenazas han hecho huir a los maestros. Detrás está el grupo Ansarul Islam, el Boko Haram de Burkina Faso
Foto: Un profesor durante una clase en Ouahigouya, al norte de Burkina Faso. (M. Rodríguez)
Un profesor durante una clase en Ouahigouya, al norte de Burkina Faso. (M. Rodríguez)

Salifou Badini tenía 28 años y tres años de experiencia como maestro. Acababa de ser ascendido a director en la escuela primaria de Kourfayel, un pueblito a tan solo una decena de kilómetros de Djibo, la capital de la provincia de Soum, en la región del Sahel burkinés. Había ascendido así de deprisa porque esta región de Burkina Faso es de las menos deseadas por los funcionarios. Una región pobre en el cuarto país más pobre del mundo, según el Índice de Desarrollo Humano de las Naciones Unidas, olvidada por el Gobierno y donde la gran ausencia de infraestructuras básicas hace que la vida sea dura y difícil. El pasado 3 de marzo, Salifou Badini era asesinado a tiros por los yihadistas en su propio colegio. Al miedo que ya tenían metido en el cuerpo los profesores de la provincia de Soum prosiguió el pánico. Cerraron las aulas y huyeron a otras regiones del país.

Los yihadistas ya lo habían advertido. A finales de febrero varios colegios de esta provincia recibieron la visita de hombres armados que amenazaron a los profesores en presencia de sus alumnos. Les daban dos opciones: o dar las clases en árabe, en lugar de en francés, y enseñar el Corán, o cerrar las aulas. Si no, sufrirían las consecuencias. “Les exigieron que se enseñara el árabe o el Corán”, explica un profesor burkinés que pide mantener el anonimato, “pero aquí hay mucha gente que no comprende el Islam, gente que se dice musulmán o cristiano y no han leído nunca el Corán o la Biblia. Y mucha gente confunde el árabe con el Islam, incluso quienes nos contaron las amenazas. ¿Es que la educación se limita a una lengua o una religión? ¿Cómo pueden pedir a profesores no formados para dar cursos de árabe o enseñar el Corán que lo hagan? No tenemos claro qué buscan los yihadistas, se nos escapa su motivación. Ellos son los únicos que saben lo que quieren”.

Tras las amenazas, algunos profesores dejaron de ir regularmente a clase, otros se negaron a dormir en las casas puestas a su disposición por la administración. Pero la gota que colmó el vaso y les llevó a hacer las maletas fue el asesinato de Salifou Badini. Aquel día también murió un joven comerciante que se encontraba en aquel momento con el director en la escuela. Según el diario ‘Le Monde’, 380 colegios fueron abandonados en marzo. El Ministerio de Educación indica que en la región de Oudalan, vecina a Soum y también de la región del Sahel, más del 60% de los maestros habría huido también. Pero no sólo se fueron los profesores, también profesionales del sector de la sanidad y de otros servicios públicos. “Todo se paralizó en la ciudad porque son los funcionarios quienes dan vida a los comercios aquí”, explica un profesor desde la región del Sahel burkinés.

“¿Cómo exigen a profesores no formados para enseñar el Corán que lo hagan? No tenemos claro qué buscan los yihadistas”En Burkina Faso, la situación de inseguridad que vive el norte del país es noticia de actualidad. No hay periódico que no le dedique unas líneas cada día, y ciudadanos y profesores resumen la situación en una palabra: psicosis. Conseguir hablar con maestros en esta región es complicado. Todos piden el anonimato y algunos tienen miedo de hablar tanto en persona como por teléfono. Temen que alguien grabe las conversaciones y puedan poner en peligro a sus familias.

De la sicosis a la rumorología. Un profesor cuenta que en el mes de febrero, en Ouahigouya, la capital de la región Norte, también vecina de Soum y a 116 km por carretera mal asfaltada, la policía local disparó al aire por la fiesta de condecoración de algún agente. Presas del pánico, pensando que eran los yihadistas que venían a atacar la ciudad, los ciudadanos huyeron a casa, el mercado se quedó vacío, la gente llamó a sus seres queridos advirtiéndoles y pidiéndoles que se refugiaran. Otro profesor cuenta que ha escuchado que en una localidad de la región Norte también hay profesores que han recibido amenazas y que, en la región Centro-Norte, un desconocido dijo a una niña que iba de camino a la escuela que la próxima vez se pusiera el velo. Rumores. “El pánico aviva los comentarios y la gente inventa cosas. Y cuando hay miedo, miedo a perder nuestra vida, estamos en alerta y listos a escuchar lo que sea”, justifica un maestro.

Según este profesor, “pocos meses antes no podíamos imaginar tal violencia en Soum”. Y, sin embargo, el yihadismo no es una novedad en Burkina Faso. Su primera manifestación en este país de África occidental fue el 4 de abril de 2015. Aquel día un ciudadano rumano fue raptado en una mina de manganeso de Tambao, en la región del Sahel burkinés. A este suceso le siguieron diversos ataques contra las fuerzas de seguridad a lo largo de 2015 y 2016 y el atentado del 15 de enero de 2016 contra el restaurante Cappuccino y el hotel Splendid, en pleno centro de la capital, Uagadugú, en el que murieron 30 personas, incluidos occidentales. Este ataque fue reivindicado por Al-Murabitun, una rama de Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI). Y horas después de este ataque, en Baraboulé, a una treintena de kilómetros de Djibo, una pareja de australianos que vivía allí desde hace más de 40 años, era secuestrada. Sólo la esposa fue liberada un mes después.

Un soldado ante el hotel Splendid, en pleno centro de la capital, Uagadugú, un día después del atentado. (Reuters)
Un soldado ante el hotel Splendid, en pleno centro de la capital, Uagadugú, un día después del atentado. (Reuters)

Según indicó en rueda de prensa el pasado 24 de marzo el ministro de Seguridad, Simon Compaoré, entre 2015 y 2016 en Burkina Faso se han registrado una veintena de agresiones terroristas, en las que han sido asesinadas 70 personas; 70 sospechosos han sido detenidos y los secuestrados siguen retenidos. Además, según la prensa local, a principios de abril se arrestó a unos 80 sospechosos, de los cuales 50 siguen en la cárcel.

A diferencia de sus países vecinos, Mali y Níger, con los que comparte frontera, Burkina Faso nunca había sufrido en el pasado ataques yihadistas. La explicación se encuentra en un cambio político. Burkina Faso ha estado gobernada durante 27 años por Blaise Compaoré, quien llegó al poder a través de un golpe de estado. Su Gobierno tenía un pacto de no injerencia con los grupos yihadistas y era, además, quien mediaba con ellos en la liberación de los rehenes occidentales. A cambio, Compaoré hacía la vista gorda. Cuando en octubre de 2014 fue derrocado este sistema que protegía al país de los ataques se desmanteló.

Ansarul Islam, el Boko Haram burkinés

Hasta hace poco los ataques en Burkina Faso han sido reivindicados por Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI), Al Mourabitoun, Ansar Dine y Frente de Liberación de Macina (FLM) e incluso el Estado Islámico a través de su rama Estado Islámico en el Gran Sáhara. Empero, el golpe más duro que han recibido las fuerzas armadas burkinesas de parte de los yihadistas no fue reivindicado por ninguno de estos grupos. Fue el pasado 16 de diciembre, cuando 12 militares fueron asesinados en Nassoumbou, al norte de la provincia de Soum. Burkina Faso se conmocionaba. Diez días más tarde un nuevo grupo yihadista reivindicaba la autoría. Su nombre: Ansarul Islam (Defensores del Islam). Su líder: Ibrahim Malam Dicko, un viejo conocido de las fuerzas de seguridad.

“Por lo que sabemos de Boko Haram y visto lo que está pasando aquí, los profesores tenemos motivos para tener miedo”Llamado popularmente Malam (que procedería del árabe Mu’alam, que quiere decir maestro), se trata de un imán radical burkinés nativo de Soboule, un pueblo cercano a Djibo, conocido ya por las autoridades en tiempos de Blaise Compaoré. Bajo el mandato de este presidente, Malam Dicko declaró públicamente su asociación islámica, Al-Irchad. Reconocida oficialmente por el Gobierno en 2012, los objetivos expuestos de la organización son “difundir los preceptos de tolerancia y amistad del Islam, cultivar el entendimiento y la paz entre hermanos musulmanes y entre fieles musulmanes y de otras religiones, promover el desarrollo socioeconómico y cultura de Burkina Faso y asistir a los necesitados (viudas, huérfanos, personas mayores con discapacidad, etc.)”.

Pero Malam se movía libremente entre Mali y Burkina Faso y había sido descrito por los servicios de información internos en tiempos de Compaoré como “radicalizado y peligroso”. Sospechoso de querer unirse al grupo yihadista maliense Ansar Dine, en septiembre de 2013 fue arrestado por los militares franceses en el extremo norte de Mali y estuvo detenido en Bamako, la capital, durante dos años hasta que, en 2015, miembros de su asociación y de su familia, fueron a Bamako para negociar su liberación. Fue entonces cuando regresó a su tierra natal y creó Ansarul Islam, el Boko Haramburkinés que ha intimidado a los maestros para que cierren las escuelas.

“Por lo que sabemos de Boko Haram, cómo nació y evolucionó, y visto lo que está pasando aquí, los profesores tenemos realmente motivos para tener miedo. La zona del Sahel ha estado mucho tiempo ‘huérfana’… la carretera está defectuosa hasta el punto de que hoy el propio ejército tiene problemas para socorrer a la población”, explica un profesor.

Un niño y su maestra durante una clase en una escuela en Ouahigouya, Burkina Faso (M. Rodríguez)
Un niño y su maestra durante una clase en una escuela en Ouahigouya, Burkina Faso (M. Rodríguez)

Para detener a los yihadistas, a finales de marzo se puso en marcha una operación militar bautizada ‘Operación Panga’ (que quiere decir ‘fuerza’ en moré, la principal lengua local en Burkina). Con efectivos procedentes de la armada burkinesa, de la maliense y de la operación francesa Barkhane, la maniobra busca desmantelar las bases de los yihadistas del grupo Ansarul Islam que se encontrarían en los bosques fronterizos de la zona de Mondoro, entre Burkina Faso y Mali, y donde estaría escondido, del lado maliense, Malam.

“Hay que tener en cuenta las condiciones que han permitido a los yihadistas convencer a la población para infiltrarse en ella”“La reacción estará a la altura de la provocación de esas gentes”, declaró el ministro de seguridad burkinés al poco de hacerse públicas las primeras amenazas a los profesores. Pero semanas después asesinaron a Salifou Badini. Desde entonces, y a causa del pánico general, las autoridades no dejan de repetir que se han tomado medidas de seguridad. A principios de abril el Gobierno pidió a todos los funcionarios volver a sus puestos. “Estamos acostumbrados a este tipo de declaraciones por parte de las autoridades, se les da bien hacer discursos, pero no significa que luego los cumplan. Además, más allá de las medidas de seguridad hay que tener en cuenta las condiciones que han permitido a los yihadistas convencer a la población para infiltrarse en ella, hay que trabajar un cambio sociopolítico en la región del Sahel, como ofrecer trabajo o terminar con la analfabetización, invertir en infraestructuras y poner en valor su potencial, la ganadería”, explica a este diario Mamadou Barro, secretario general de la Federación de Sindicatos Nacionales de los Trabajadores de la Educación y la Investigación de Burkina, señalando además que su inquietud está en la duración de las medidas tomadas.

Con el miedo aún en el cuerpo y tras cuatro semanas de haber ‘desertado’, los profesores están regresando a la región del Sahel para volver a abrir las aulas. Manteniendo el teléfono encendido todo el tiempo, por si ocurre algo. Por su parte, la población ha sido invitada a colaborar con las fuerzas armadas e informar de cualquier situación sospechosa que vean. “Puedo asegurar que serán tomadas medidas para garantizar su anonimato y su seguridad”, dijo el ministro de seguridad. Pero la gente tiene miedo y Ansarul Islam ya ha comenzado a amenazar y asesinar a aquellos que han dado información a las fuerzas de seguridad.

“Mucha gente ya ha partido para retomar el curso académico pero, ¿cómo podemos enseñar y mantenernos autoritarios delante de los niños cuando tenemos tanto miedo? Aunque, si no regresamos a nuestros puestos, ¿qué garantía tenemos de mantener nuestro trabajo? Al final nuestro primer interés es la vida”, dice un profesor. “Los profesores están volviendo como les han pedido las autoridades, pero si vuelven a asesinar a otro la gente se irá para no volver”, asegura otro maestro.

elconfidencial.com

El Frente al Nusra se desangra en el norte de Hama. Las tropas sirias avanzan hacia Iblib

Los terroristas del Frente al Nusra (englobado en la coalición Hayat Tahrir al Sham) han sufrido su mayor tasa de bajas este mes durante la batalla por el norte de Hama, dijo una fuente militar a Al Masdar News.

Según la fuente, el Ejército sirio mató a más de 50 terroristas, incluyendo a 5 comandantes de campo, en las pasadas 48 horas en el norte de Hama.

Los terroristas han colocado decenas de fotos en sus medios sociales para conmemorar a sus correligionarios caídos en el norte de Hama. Un comandante saudí con el nombre de guerra de Abu Qadamah y varios combatientes turcos y saudíes están entre los terroristas de Al Nusra muertos.

Dos depósitos de municiones y más de 70 vehículos, algunos de ellos equipados con ametralladoras, fueron destruidos en la operación del Ejército. Un tanque, 14 cañones y cuatro lanzacohetes fueron capturados por el Ejército.

La Fuerza Aérea rusa llevó a cabo, por su parte, una operación especial el viernes dirigida contra contra una base subterránea del Frente al Nusra en el norte de Hama.

Ejército sirio libera Souran, Tall Bizam y el norte de Hama

Bombardeos rusos sobre las posiciones yihadistas en Hama

Un avión ruso, que despegó de la base de Hamaimim, en Latakia, llevó a cabo este ataque aéreo el viernes, usando una bomba revienta búnkers para destruir la base terrorista. El Ministerio de Defensa ruso publicó un vídeo que muestra el momento en el que la bomba explota y destruye la base.

Por su parte, el Ejército sirio busca ahora tomar la ciudad clave de Halfaya, que está situada al oeste de Taybat al Imam, recientemente liberada por el Ejército.

Aviación rusa destruye totalmente una base y campo de entrenamiento de Al Nusra en Idleb

La Fuerza Aérea rusa llevó a cabo un bombardeo estratégico en la provincia de Idleb el 19 de abril que destruyó una base y campo de entrenamiento del Frente al Nusra y sus aliados dentro de la coalición Hayat Tahrir al Sham.

Con información de residentes locales, la Fuerza Aérea rusa tenía las coordenadas de esta instalación terrorista en la provincia de Idleb, lo que la convirtió en un blanco relativamente fácil para los aviones rusos.

Los rusos publicaron un vídeo que muestra el ataque con misiles contra esta instalación y su total destrucción.

La aviación rusa ha llevado a cabo ataques similares en el pasado. Sin embargo, esta base era considerada como extremadamente importante para el Frente al Nusra y estaba repleta de combatientes del grupo por lo que el número de muertos en este ataque podría ser de varias decenas.

El viernes, la Fuerza Aérea rusa atacó y destruyó también una de las principales bases subterráneas del Frente al Nusra en el norte de Hama.

Un avión ruso despegó de la Base Aérea de Hamaimim, en el suroeste de Latakia, y lanzó una bomba “revienta búnkers” contra la base subterránea del Al Nusra destruyéndola totalmente.

El Ejército sirio destruye uno de los mayores bastiones terroristas en su territorio

El Ejército sirio en estos momentos se está desplazando hacia las fronteras de las provincias de Latakia y Idlib, obligando a los grupos terroristas a retirarse en masa.

Las fuerzas gubernamentales de Siria, apoyadas por los aliados, han expulsado a terroristas de la localidad Halfaya, ubicada en el norte de la provincia de Hama, informa RIA Novosti. Se trata del mayor bastión del Frente al Nusra en esa parte del país.

De acuerdo con la agencia rusa, el Ejército sirio expulsó a los terroristas de las localidades de Halfaya, Az Zuwar, Zalyn y Bteish, todas situadas al norte de la provincia.

Asimismo, la fuente del medio precisó que el Ejército sirio en estos momentos se está desplazando hacia las fronteras de las provincias de Latakia y Idlib, obligando a los grupos terroristas a retirarse en masa.

Mientras tanto, las brigadas de ingeniera del Ejército sirio han comenzado a inspeccionar los territorios liberados para identificar y eliminar artefactos explosivos.

Siria podría pedirle a Rusia sistemas Buk y Tor para defenderse

MOSCÚ (Sputnik) — Siria podría pedirle Rusia sistemas de defensa antiaérea Buk y Tor para responder a ataques con misiles, comunicó el vicepresidente del comité para Asuntos Internacionales del Senado ruso, Vladímir Dzhabárov.

“Siria necesita estos sistemas y podría pedirle a Rusia que le ayude y suministre los Buk y Tor para derribar misiles de crucero estadounidenses”, dijo Dzhabárov en declaraciones a Sputnik.

Según subrayó el legislador, Siria tiene derecho de responder a la agresión y defender su territorio.

Más temprano este viernes, el presidente de Siria, Bashar Asad, comentó en una entrevista concedida a Sputnik que Damasco está interesado en adquirir sistemas antiaéreos de última generación.

Dzhabárov dijo que Rusia ya desplegó en Siria sistemas antiaéreos S-400 pero explicó que solo defienden las instalaciones rusas.

Bashar Asad además relató a Sputnik que los terroristas destruyeron más del 50% del armamento antiaéreo sirio y que por esta razón el Ejército no pudo responder al ataque de EEUU contra la base aérea siria de Shairat.

En la madrugada del 7 de abril, EEUU lanzó 59 misiles de crucero Tomahawk desde dos buques de guerra emplazados en el Mediterráneo contra la base aérea de Shairat, en la provincia siria de Homs.

El ataque fue presentado como represalia al supuesto empleo de un gas tóxico en la provincia de Idlib, del que Washington culpa a Damasco.

Según sostiene EEUU, el 4 de abril los aviones sirios habían despegado del aeródromo de Shairat para bombardear la localidad de Jan Sheijun, donde el empleo de una sustancia tóxica causó más de 80 muertos, de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El Gobierno sirio subrayó que nunca empleó sustancias tóxicas ni contra la población, ni contra la oposición o los terroristas.

Todos los arsenales químicos, recordó Damasco, fueron retirados del país y eliminados en 2016 bajo la supervisión de la OPAQ.

Por su parte, Rusia supuso que el incidente de Jan Sheijun es un montaje o resultado de un ataque de la aviación contra los depósitos terroristas que contendrían municiones químicas destinadas para los yihadistas de Irak.

Israel bombardea posiciones del Ejército de Siria en los Altos del Golán

La Fuerza Aérea de Israel ha atacado con misiles las posiciones de los militares sirios en la provincia de Quneitra, en los Altos del Golán.

“Los aviones del enemigo lanzaron dos misiles desde el territorio ocupado [de los Altos del Golán] a las 18:45 [hora local] a una de las posicioines de nuestro Ejército” y han causado “daños materiales”, ha asegurado una fuente militar siria a Sputnik.

Esa ofensiva ha tenido lugar cuando los militares sirios repelían un ataque terrorista, añadió el representante militar.

Con anterioridad, las Fuerzas de Defensa de Israel habían informado de que al menos tres proyectiles procedentes de territorio sirio habían caído en la parte controlada por Israel sin causar ningún daño.

Los militares israelíes admiten que es posible que el ataque desde territorio podía no haber sido deliberado, sino fruto de los combates entre las fuerzas gubernamentales y grupos de oposición. A pesar de esto, sus tropas realizaron una ofensiva a “las zonas de origen de los proyectiles” y responsabilizaron al Gobierno de Bashar al Assad por cualquier acto de agresión.

Ataque israelí a Siria causó 3 muertos

MOSCÚ (Sputnik) — El reciente ataque aéreo de Israel a un puesto militar sirio en la provincia de Al Quneitra causó tres muertos y dos heridos, informó la milicia progubernamental Fuerza de Defensa Nacional que cita en su página de Facebook los nombres de las víctimas.

Israel bombardeó con misiles las posiciones del Ejército sirio cerca de Khan Arnabah, en la provincia Al Quneitra, en la noche del 21 de abril.

Según el Ejército israelí, el ataque fue una represalia al lanzamiento de varios proyectiles de mortero hacia la parte de los Altos del Golán controlada por el Estado hebreo.

Al mismo tiempo, los militares israelíes sugirieron que el lanzamiento no fue intencional y ocurrió accidentalmente durante los combates entre las fuerzas gubernamentales sirias y los grupos de oposición.

Iraq condena ataques de Erdogan contra las Fuerzas de Movilización Popular

El Ministerio de Relaciones Exteriores iraquí dijo el jueves que convocaría al embajador turco en Bagdad en protesta por las recientes declaraciones del presidente Recep Tayyip Erdogan, calificando a las fuerzas voluntarias iraquíes de “terroristas”.

En un comunicado emitido el jueves, el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores, Ahmed Gamal, dijo que el enviado turco recibiría una nota formal de protesta.

En una entrevista con el canal de Al Yazira, con sede en Doha, Erdogan señaló que las Fuerzas de Movilización Popular iraquí (PMU) – conocido comúnmente por el nombre árabe Hashid al-Shaabi – eran “un grupo terrorista”.

El Ministerio de Exteriores de Iraq dijo que había convocado al embajador turco en Bagdad para protestar oficialmente por las recientes declaraciones de Erdogan.

Asimismo, el portavoz del Hashid al Shaabi, dijo que las afirmaciones de Erdogan representaban una “flagrante intervención en los asuntos internos de Iraq y “un ataque contra una institución de seguridad iraquí” que está “reconocida por el Parlamento y el Estado”.

El primer ministro iraquí, Haider al Abadi, alabó, por su parte, los esfuerzos llevados a cabo por el Hashid al Shaabi en la liberación de la ciudad de Mosul. Este tributo vino en medio de llamamientos de Washington para que la fuerza sea disuelta en un momento en el que ella se encuentra a dos pasos de vencer totalmente al EI al oeste de Mosul.

De acuerdo con la página web de información Al Ahed, durante una reunión el miércoles 19 de abril con los comandantes de Hashid al Shaabi en las zonas de combate al oeste de Mosul, el primer ministro iraquí, dijo que el Ejército iraquí podría adquirir más victorias y liberar todo el territorio iraquí a través de los esfuerzos coordinados con los combatientes de Hashid al Shaabi.

Abadi dijo que la operación de liberación de la parte occidental de Mosul estaba en su fase final y que sólo faltaba recuperar Tal Afar, al oeste y sur de Nínive, a lo largo de la frontera entre Iraq y Siria.

elespiadigital.com

La “pequeña Esparta” del Golfo con grandes ambiciones militares

Se ha lanzado con entusiasmo a una serie de conflictos militares, involucrándose en un “juego peligroso” en una región ya agitada.

La "pequeña Esparta" del Golfo con grandes ambiciones militares

Imagen Ilustrativa
Abdelhadi al-Ramahi Reuters

En el 2014, el general retirado estadounidense y actual secretario de Defensa de EE.UU., James Mattis, calificó a Emiratos Árabes Unidos (EAU) como “la pequeña Esparta”, explicando que los emiratíes “no solo están dispuestos a luchar”, sino que son “grandes guerreros”.

Hoy en día, el país árabe se ha involucrado con entusiasmo en un “número sorprendente” de conflictos tanto en la región como más allá, “para el deleite de los militares estadounidenses”, sostiene Bill Law, analista de Oriente Medio y especialista en asuntos del Golfo, en un artículo para el portal The Middle East Eye.

“Nadando con los peces grandes”

El experto enumera los grandes movimientos militares realizados por “los grandes guerreros”, en palabras de Mattis:

  • Se unieron muy pronto a la guerra contra el Estado Islámico en Siria, proporcionando su base aérea de Al Dhafra para unos 3.500 soldados estadounidenses, que lanzan desde ahí bombardeos contra los terroristas. La propia Fuerza Aérea de los Emiratos ha realizado desde el comienzo de la guerra aérea “más misiones contra el Estado Islámico” que cualquier otro miembro de la coalición internacional aparte de EE.UU., según publicó ‘The Washington Post’.
  • El país árabe participa activamente en la guerra en Yemen, liderada por Arabia Saudita.

Soldados vigilan la descarga de equipamiento militar de un avión de las Fuerzas de EAU en Yemen, el 12 de agosto de 2015.NASSER AWAD Reuters
  • Ha estado apoyando al general Khalifa Haftar en Libia y a EE.UU. en Afganistán.
  • Entre sus últimos pasos dados está la firma en abril acuerdos por cientos de millones de dólares para construir puertos y una base militar en los autoproclamados países de Somalilandia y Puntlandia en el Cuerno de África, lo que proporciona a EAU una “presencia significativa” en una región, que ya cuenta con una enorme base de EE.UU. en Yibuti, así como con las fuerzas de Francia, Japón, Alemania, y China, señala el experto para concluir que “la pequeña Esparta está nadando con los peces grandes”.

No obstante, más allá del mejor armamento y la tecnología más sofisticada a disposición de los emiratíes, ¿cómo puede un país con una población nacional de poco más de un millón de personas tener “un botín militar tan contundente?”, se pregunta Law.

Combatientes de alquiler

Según detalla el analista, aunque los emiratíes “son tímidos” acerca del tema, su fuerza se basa en gran parte en mercenarios, suministrados, entre otras, por empresas vinculadas a Erik Prince, un excomandante de las Fuerzas Especiales estadounidenses que creó la famosa compañía militar privada Blackwater Worldwide.

En concreto, Prince, el hermano de la secretaria de Educación de Donald Trump, firmó en el 2011 un contrato de 529 millones de dólares para proporcionar a Emiratos una fuerza mercenaria destinada a realizar operaciones especiales y proteger instalaciones importantes del país de los terroristas.

Asimismo, EAU ha contratado a oficiales australianos jubilados de alto rango para supervisar a su Guardia Presidencial de élite.

“Lado oscuro” del “oasis tolerante”

La pequeña “Esparta del Golfo” tiene también “un lado oscuro”, que choca con la imagen de “un oasis tolerante, turístico y de negocios” promovido con éxito por el país, resalta el analista, que explica que se trata de un “aplastamiento implacable” de los derechos humanos en EAU.

Sin embargo, añade Low, este lado oscuro no parece preocupar “a los amigos de Emiratos Árabes Unidos en Occidente”, contentos con “las grandes ventas de armas, y un fuerte compromiso de Emiratos con la acción militar conjunta”.

Juego peligroso

A juicio del experto, puede que Emiratos Árabes Unidos “hayan mordido más de lo que pueden masticar”.

Soldados de Emiratos Árabes Unidos.Wikipedia / U.S. Navy photo

La “pequeña Esparta” ha declarado “su preferencia por las bombas sobre las palabras“, y está “jugando duro” con armamento de alta tecnología y combatientes de alquiler, concluye el analista, advirtiendo que en una región ya agitada, es también “un juego peligroso”.

actualidad.rt.com