EEUU huele la derrota y se dispone a retirarse de la base de Al Tanf. Grupos apoyados por EEUU se rinden en masa al Ejército sirio

Publicado: agosto 3, 2017 en 1- NEWS

Según el periódico Al Akhbar, EEUU se dispone a retirarse del punto fronterizo de Al Tanf, entre Siria e Iraq.

El periódico Al Akhbar indicó que el avance de las fuerzas del Ejército sirio y Hezbolá hacia la frontera iraquí ha bloqueado el movimiento de las tropas norteamericanas en el triángulo fronterizo de Al Tanf y que los estadounidenses han acabado por aceptar retirarse de este triángulo “en el marco de un acuerdo con Rusia”.

El acuerdo “tácito” concluido durante la cumbre del G-20 prevé la cesión de la base norteamericana de Al Tanf a Rusia y la retirada de las fuerzas especiales de EEUU de la base.

Este acuerdo tiene lugar en un momento en el que EEUU anunció el fin del apoyo a los grupos rebeldes en Siria. La víctima de esta nueva orientación es el grupo terrorista Yaish Magawir al Zaura, una milicia que había apostado fuerte por el apoyo de EEUU y que ahora se siente frustrada tras el avance del Ejército sirio y sus aliados y el acuerdo entre EEUU y Rusia, que se refiere directamente a la zona donde el grupo opera.

“Los mercenarios takfiris de los norteamericanos con base en Al Tanf están desesperados desde que el Ejercito sirio y sus aliados se enfrentaron a ellos en Al Tanf bloqueando su acceso al paso fronterizo de Bukamal”, en la frontera con Iraq.

Estos terroristas sintieron entonces que no tenían ningún horizonte ante ellos, afirma Al Akhbar. “EEUU había construido una base militar en Al Tanf con el fin de hacer avanzar sus tropas a lo largo de la frontera sirio-iraquí hacia la ciudad de Bukamal, en el Sureste de Siria, y la provincia de Deir Ezzor”, pero el avance del Ejército sirio bloqueó y abortó este plan, que buscaba separar a Siria de Iraq tras el hundimiento del EI.

El Ejército sirio propuso a estos terroristas del Yaish Magawir al Zaura que se rindieran y muchos de ellos han aceptado la propuesta. Sputnik ha confirmado esta información y habla de una “rendición masiva” de los hombres armados miembros del Yaish Magawir al Zaura, que han depuesto ya sus armas. Citado por la agencia rusa, su comandante afirmó que ellos “nunca tuvieron en realidad la intención de luchar contra el Ejército sirio”. “Vinimos a Al Tanf para conseguir el dinero prometido por los norteamericanos y esperábamos el momento propicio para rendirnos”.

El Yaish Magawir al Zaura se constituyó en 2015 y afirmó ser miembro del Ejército Sirio Libre. Muchos de sus miembros eran antiguos desertores del Ejército sirio. La milicia cambió de nombre dos veces. Anteriormente se llamó “Nuevo Ejército Sirio” y “Yaish Guiyadat al Zaura”.

Al Akhbar apunta a la existencia de graves divergencias entre los militantes y sus protectores norteamericanos que precedieron a la disolución de la milicia del Magawir. “Los terroristas de esta milicia se negaron a obedecer las instrucciones estadounidenses que les pedían que fueran a luchar a Hasakah, en el noreste de Siria, contra el EI al lado de los kurdos”.

La misma cizaña reina en el seno de otros grupos armados apoyados por los norteamericanos, incluyendo el Liwa Shuhada al Qaritin, activo en el desierto de Siria. En medio de este caos, el portavoz de la coalición anti-EI, el coronel estadounidense Ryan Dillon anunció que EEUU ya no apoya a este grupo y que buscaba sobre todo desarmarlo.

Este pacto secreto, confirmaron las fuentes, fue acordado el 8 de julio en Hamburgo (Alemania) durante la reunión entre los presidentes de Rusia y Estados Unidos, Vladimir Putin y Donald Trump, respectivamente, al margen de la Cumbre del G20 en Hamburgo.

Por su parte, otro grupo aliado de EE.UU., Shuhada Al-Qaratayn —parte del llamado Ejército Libre de Siria (ELS)—  se tornó en contra de Washington debido a que, según fuentes de esta banda armada, EE.UU. les amenazó con bombardear su cuartel general si estos se negaban a detener sus ataques en Al-Tanf y entregar las armas que Estados Unidos les había suministrado con anterioridad.

Estados Unidos, mediante su apoyo a los grupos armados en la zona de Al-Tanf, buscaba detener el avance de las fuerzas sirias en la frontera sirio-iraquí y desde ahí avanzar hasta las provincias de Deir al-Zur y Al-Hasaka —donde hay fuerte presencia del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe)— y hacerse con el control de las principales urbes así, algo que ya no pueden hacer, de ahí que las fuerzas sirias han obstaculizado su paso.

Las autoridades estadounidenses tampoco tienen la voluntad para atacar directamente a las fuerzas sirias debido a temores de aumentar aún más las tensiones con los partidarios del Gobierno de Damasco, es decir, Rusia e Irán, y de este modo arriesgar un enfrentamiento bélico a gran escala contra estos dos países.

Más de la mitad de la provincia de Raqqa en poder del Ejército sirio

Las últimas evoluciones sobre el terreno en el Este de la provincia de Raqqa muestran que el Ejército sirio y los combatientes de Hezbolá han logrado hacer recular a los terroristas del EI en varios frentes y han tomado el control de la ciudad de Hawiyan Shenan. Todo ello muestra que el 50% de la provincia se halla ahora en manos del Ejército sirio y sus aliados.

Las operaciones de las fuerzas aliadas continúan sobre este eje desde la tarde del domingo y las ciudades de Badat al Yaboli, Ganim Ali y Al Rabiah han sido también limpiadas de la presencia de terroristas.

El Ejército sirio intenta en este momento estabilizar sus posiciones en la región.

Una fuente sobre el terreno anunció en una entrevista con Mashreq News: “Las fuerzas sirias y las de la Resistencia se han aproximado a la cadena montañosa del Éufrates y buscan cortar la comunicación de los kurdos de las Fuerzas Democráticas Sirias con el sureste de la provincia de Raqqa y la provincia de Deir Ezzor”.

La distancia entre las fuerzas aliadas y las fronteras administrativas de la provincia de Deir Ezzor es de sólo 6 kms. Parece también que las operaciones alrededor de la ciudad de Salam Aleikum proseguirán hasta que sea cortada la línea de comunicación de las fuerzas kurdas con el sureste de Raqqa. Además, el avance en dirección a Deir Ezzor quedará interrumpido por un corto período.

Según Mashreq News, el Ejército y los combatientes de la Resistencia están ahora a tan sólo 60 kms de la ciudad sitiada de Deir Ezzor.

La liberación de Deir Ezzor, el camino hacia la resurrección económica de Siria

El daño económico causado a la República Árabe Siria por el conflicto armado se cifra en más de 200.000 millones de dólares, admitió el presidente del país, Bashar Asad. Damasco tiene la posibilidad de volver a sacar a flote el territorio una vez que establezca su control sobre Deir Ezzor.

El Banco Mundial especificó que los estragos causados por la guerra civil, que comenzó en 2011, se cifran en 226.000 millones de dólares, lo que supera en cuatro veces el PIB de Siria de un año antes del inicio del conflicto armado.

El informe de la organización indica que un 27% de las viviendas y casi la mitad de los hospitales y escuelas han sido destruidos a raíz de los combates.

La guerra en Siria destruyó las comunicaciones y la infraestructura, así como dio lugar a la aparición de innumerables refugiados y aumentó el precio de los artículos de primera necesidad, en particular de la comida, según pone de relieve el análisis de la situación realizada por la agencia FAN.

Según escribe el autor del artículo, Nikita Rastorgúyev, los dos únicos aspectos que pueden ayudar a Bashar Asad a volver a sacar a flote la economía del país árabe son el petróleo y el gas. Gracias al empeño de las Fuerzas Aeroespaciales de Rusia, Siria ya ha logrado restablecer el control sobre la mayor parte de las regiones donde se encuentran los yacimientos de hidrocarburos.

La provincia de Deir Ezzor es crucial en lo que se refiere tanto al potencial económico como a la lucha antiterrorista contra el grupo terrorista Daesh —autodenominado Estado Islámico, proscrito en Rusia y otros países—. La liberación de esta región de los yihadistas permitirá a Bashar Asad matar dos pájaros de un tiro, agrega Rastorgúyev.

De hecho, la gobernación de Deir Ezzor es el lugar donde se han concentrado el resto de las tropas yihadistas de Daesh en Siria. Aquí llegaban los radicales que se habían retirado de Al Raqa y Mosul.

Los terroristas están interesados en mantener el control sobre el área, sobre todo a causa de la existencia de dichos yacimientos de petróleo y gas, que son abundantes en Deir Ezzor.

“Incluso los combatientes de Daesh han luchado y siguen luchando por el petróleo y por el gas. El Estado Islámico se nutría de las ventas de hidrocarburos: esto les permitió ganar dinero de manera rápida. Acto seguido, lo destinaron a la adquisición de armas y a los combates”, declaró el experto militar y coronel retirado Andréi Koshkin en una entrevista para la agencia FAN.

El entrevistado considera que Bashar Asad necesita imperiosamente liberar Deir Ezzor, dado que esta área cuenta con innumerables posibilidades para reflotar rápidamente la economía de Siria. El analista subrayó que esta zona debe ser liberada por el Ejército Árabe Sirio en cooperación con las Fuerzas Aeroespaciales rusas.

Político sirio destaca cooperación entre Damasco y fuerzas kurdas contra enemigo común

DAMASCO (Sputnik) — El portavoz del partido kurdo Consejo Democrático Sirio, Reizan Hedu, apuntó a la mejora en la cooperación entre las fuerzas del Gobierno sirio y las de autodefensa kurda contra el enemigo común, sea el terrorismo o la presencia ilegal turca en el país.

“El diálogo entre el Gobierno sirio y los kurdos adquirió un rumbo correcto que tiene un impacto positivo en la cooperación militar en varias áreas, y lo que ocurre en Al Raqa y Deir Ezzor lo comprueba”, dijo a Sputnik.

En los próximos días, indicó, se llevarán a cabo acciones conjuntas contra Daesh (grupo terrorista proscrito en varios países, incluida Rusia) lo que acelerará la liberación de la ciudad de Al Raqa y levantará el asedio de Deir Ezzor.

“Además, en el norte y el este de la provincia de Alepo, también en Idlib, los kurdos y el Ejército sirio coinciden en que las fuerzas turcas (en Siria) son ilegales y por tanto las fuerzas de ocupación”.

Militares turcos y grupos insurgentes sirios apoyados por Ankara llevaron a cabo desde finales de agosto de 2016 hasta finales de marzo de 2017 la llamada operación Escudo del Éufrates en el norte de Siria para hacer frente a las amenazas terroristas en las zonas limítrofes con Turquía.

La intervención militar turca provocó el rechazo de Damasco, que acusó a Ankara de vulnerar la soberanía nacional, y de los kurdos sirios porque, a su juicio, la operación apuntaba contra ellos más que contra los grupos yihadistas.

Turquía considera a las unidades sirias kurdas un brazo del Partido de Trabajadores del Kurdistán, PKK, prohibido en el país.

The Washington Post visita los sitios de Arsal liberados por Hezbolá

El periódico norteamericano The Washington Post hizo aparecer este domingo un artículo sobre el tema de Hezbolá y la guerra antiterrorista en la que está implicado el Líbano.

“Cuando el presidente de EEUU, Donald Trump, puso a Hezbolá en el mismo plano que el EI y Al Qaida, estimando que el gobierno libanés iba a ser el socio de EEUU en una guerra contra este movimiento, probablemente ignoró totalmente la complejidad de la situación en el Líbano”, dijo el artículo del Washington Post.

El autor del artículo escribió que Hezbolá había invitado a un grupo de periodistas a visitar la zona de conflicto en Arsal el sábado 29 de Julio explicándoles que fue el movimiento libanés el que combate contra el terrorismo y no EEUU, que apoya el terrorismo por distintos medios.

“La visita que Hezbolá ofreció a los periodistas demuestra su creciente influencia en el Líbano, ya que este grupo es la potencia militar más eficaz y dispone de los mejores equipos militares. Las capacidades de Hezbolá permiten que sea capaz de atacar en cualquier lugar, en cualquier momento. Esta visita también refleja la complejidad del contexto político y militar del Líbano. Para EEUU, Hezbolá es un grupo terrorista, pero si este país llega un día a tener una idea clara de la complejidad de la situación en el Líbano, entenderá cómo los libaneses son capaces de ponerse al abrigo de las tensiones en la región”.

Donald Trump se expresó sobre Hezbolá durante su encuentro con Saad Hariri, el primer ministro libanés. Él dijo que el gobierno libanés estaba “en la vanguardia de la lucha contra el EI, Al Qaida y Hezbolá”. Él pronunció esta frase sin haberse molestado en informarse de que Hariri selló una alianza con Hezbolá para convertirse en primer ministro y que Hezbolá es miembro del gobierno libanés y dispone también de un gran grupo parlamentario.

El comentario coincidió además con la conclusión de una ofensiva de una semana por parte de Hezbolá en Arsal que llevó a la derrota y expulsión de los combatientes del grupo Frente al Nusra, afiliado a Al Qaida, así como de varios cientos de aliados suyos, militantes del Ejército Sirio Libre, que han recibido hasta muy recientemente apoyo de EEUU.

Responsables de Hezbolá dijeron que llevaron a los periodistas a la gira para demostrar que el movimiento libanés, y no EEUU, es quien está haciendo la mayor parte del trabajo en la lucha contra el terrorismo.

“El actual presidente estadounidense es ignorante de la región”, dijo el portavoz de Hezbolá, Mohammed Afif, hablando a periodistas en una cueva hasta hace poco ocupada por Al Nusra.

“Somos nosotros los que derrotamos al terrorismo”, dijo. “Los estadounidenses y sus aliados son los que están apoyando el terrorismo en muchas formas, y son los últimos que deberían estar criticando a Hezbolá”.

Más de 250.000 refugiados regresan a sus hogares en Irak

MOSCÚ (Sputnik) — Más de 250.000 refugiados regresaron a sus hogares en la provincia iraquí de Nínive desde el inicio de la operación para liberar la ciudad de Mosul de los terroristas de Daesh (o Estado Islámico proscrito en Rusia), comunicó el Ministerio de Migración y Desplazados de Irak.

“El número de personas que regresaron a sus distritos de la gobernación de Nínive desde el inicio de la operación para su liberación constituye 253.300”, dice el comunicado publicado en la página web del ente.

Agrega que “el número total de los refugiados de la provincia constituye 952.621”.

Según el ministro iraquí de Migración y Desplazados, Yasem Mohamad Yaf, 34.902 refugiados regresaron a la provincia en julio.

Al mismo tiempo, más de 42.024 personas huyeron en julio de las ciudades de Havidja y Shirqat todavía controladas por los yihadistas.

El pasado 26 de julio el primer ministro de Irak, Haider Abadi, anunció que tras la liberación de Mosul el Ejército iraquí planea liberar también a las ciudades de Tal Afar y Havidja.

Mosul, el principal bastión iraquí de Daesh, estuvo ocupada por los yihadistas desde mediados de 2014.

Las tropas iraquíes, apoyadas por la coalición internacional, lanzaron una operación para recuperar la ciudad en octubre de 2016 en que participaron el Ejército, la policía federal, las fuerzas especiales y de respuesta rápida.

Abadi proclamó el 9 de julio la derrota total de Daesh en Mosul, tras una ofensiva militar que se prolongó por nueve meses.

ELESPIADIGITAL.COM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s